Multan de 90 euros.

Multan de 90 euros.

Sucesos OPERACIÓN SOULE

Multan con 90 euros un coche de la UCO en el registro en casa de Villar

Uno de los agentes ha tirado la multa al suelo cuando se ha acercado al vehículo a coger varias cajas de cartón.

Alejandro Requeijo Carlota Guindal

Un controlador del servicio de estacionamiento regulado (SER) del Ayuntamiento de Madrid ha puesto una multa de 90 euros a un coche de la UCO de la Guardia Civil que estaba estacionado en la calle donde vive el presidente de la Federación Española de Fútbol, Ángel María Villar, con motivo del registro que desde primera hora de este martes realizan agentes del Instituto Armado en el domicilio del principal detenido en la operación Soule contra la corrupción.

Según los vecinos, los agentes se personaron en la zona pasadas las 7 de la mañana y en la multa figuran las 9.32 horas. La razón: “estacionar sin la correspondiente autorización en lugar habilitado para el estacionamiento con limitación de horario”. Se trata de una “denuncia no anulable”, advierte el ticket.

El coche es un Renault Megane sin ningún tipo de distintivo de la Guardia Civil por lo que muy probablemente el agente de movilidad no sabía que estaba multando a la autoridad.

Pasadas las 13 uno de los agentes de la UCO vestido de paisano se acercó al vehículo ante la mirada de algunos periodistas apostados en la calle Marqués de Mondejar de Madrid. Cuando vio la multa en el parabrisas, se limitó a quitarla y la tiró al suelo. Acto seguido, abrió el maletero para coger varias cajas de cartón y se volvió a meter en el edificio donde está teniendo lugar el registro.

Pasadas las 14.15 horas los agentes continuaban sus trabajos en presencia del máximo dirigente del fútbol español y minutos antes llegó al lugar una patrulla del Instituto Armado. Abandonaron el lugar a las 14.30.

La Unidad Central Operativa de la Guardia Civil (UCO) ha procedido, por orden de la Fiscalía Anticorrupción, a la detención del presidente de la Federación Española de Fútbol, Ángel María Villar, y de su hijo Gorka Villar, por las irregularidades en la gestión de la entidad. Entre los detenidos figuran asimismo el vicepresidente económico de la RFEF y también presidente de la Federación Tinerfeña de Fútbol, Juan Padrón, y el Secretario de la Federación Tinerfeña, Ramón Hernández Baoussou.