Gareth Bale protesta la decisión de anular su gol al Barcelona

Gareth Bale protesta la decisión de anular su gol al Barcelona REUTERS

Fútbol FC BARCELONA 0-0 REAL MADRID

El Barcelona sobrevive con ayuda arbitral a un tsunami llamado Real Madrid en el Camp Nou

El equipo de Zidane fue muy superior a un conjunto azulgrana beneficiado al no señalarse dos claros penaltis sobre Varane en la primera mitad.

El Real Madrid dominó sin premio en El Clásico más político, aunque el tsunami futbolístico en el Camp Nou fue causado por un equipo de Zidane que mandó a su antojo en la primera mitad. Tras el descanso las fuerzas se igualaron algo más, aunque el triunfo siempre estuvo más cerca de la capital de España que de quedarse en Cataluña. [Naracción y estadísticas: FC Barcelona 0-0 Real Madrid]

El Clásico tuvo de todo menos goles. Espectáculo sobre el campo y tensión dentro y fuera del terreno de juego. Hernández Hernández y el VAR de De Burgos Bengoetxea dieron la razón al Real Madrid por la crítica a sus designaciones con dos claros penaltis sobre Varane que no fueron señalados.

El Barça empató y gracias el partido, pero perdió en lo extadeportivo al permitir las pancartas de "Spain, sit and talk" y "Freedom" introducidas en el Camp Nou por Tsunami Democràtic. En lo futbolístico, el Real Madrid sometió a un equipo de Valverde que solo tuvo los fogonazos de Messi y las carreras de Jordi Alba

No hubo grandes sorpresas en las alineaciones, salvo la ausencia de Sergio Busquets en la del Barcelona por una indisposición. Valverde se quedó así sin su ancla en el centro del campo y tuvo que inventar con Sergi Roberto y Rakitic, que en un principio iba a ser suplente, junto a De Jong. Zidane, por su parte, apostó por Isco y Bale, dejando así en el banquillo a todo un Balón de Oro como Luka Modric

Ni con VAR

El Real Madrid se hizo amo y señor del Camp Nou desde el inicio, sin embargo este dominio no se vio refrendado con goles. El conjunto blanco mandaba y encerraba a un Barcelona sostenido por las intercepciones de Piqué y las paradas de Ter Stegen en sendas oportunidades de Casemiro. Entre unas cosas y otras, dos penaltis al limbo, ambos sobre Varane, en el 'esperado' minuto 17. 

Clément Lenglet golpea a Varane dentro del área

Clément Lenglet golpea a Varane dentro del área

Primero, Lenglet clava los tacos a su compatriota en una asombrosa jugada en la que ni Hernández Hernández ni el VAR, con De Burgos Bengoetxea a los mandos, señalaron la pena máxima. Por si fuera poco, acto seguido, en una jugada a balón parado, Rakitic agarra claramente Varane con el silencio arbitral como protagonista de nuevo. 

El Barcelona no salió a flote hasta que Messi se enchufó al partido. Entre el argentino y Jordi Alba dieron un respiro al Barça e incluso pudieron adelantar a los azulgranas en las únicas dos llegadas con peligro al área de Courtois en la primera parte. En una de ellas, Ramos, al igual que había hecho Piqué antes, salvó el disparo del '10' culé bajo palos y en la otra el tiro del lateral se marchó rozando el palo. 

Sin embargo, a pesar de la leve reacción del equipo catalán, el Real Madrid continuó dominando con Isco contemporizando y Fede Valverde y Casemiro como todoterrenos. El uruguayo rozó el premio con un intento lejano que fue fuera por poco. El conjunto de Zidane, con su presión alta, ahogó a un Barcelona que se fue al descanso dando gracias por el 0-0 que lucía en el marcador del Camp Nou. 

Tras la reanudación El Clásico no sufrió ninguna variación. El Barça achicaba agua como podía ante un Real Madrid que era más intenso y doblaba en recuperaciones a los de Valverde. El técnico culé intentó recuperar el centro del campo metiendo a Arturo Vidal por Semedo y retrasando al lateral derecho la posición de Sergi Roberto. Pero tampoco surtió efecto en un conjunto azulgrana que vivía de los destellos de Messi. 

El Barça 'echa' pelotas fuera

El respiro que necesitaba el Barça se lo dio el lanzamiento de pelotas amarillas al campo. Tsunami Democràtic se salió así con la suya al contar con la complicidad de una entidad culé que permitió también la portada de "Spain, sit and talk" al comienzo del partido. 

Tras la breve interrupción, el Real Madrid continuó con su asedio y Bale mando al lateral de la red una clara ocasión tras un nuevo jugadón de fe y esfuerzo de Fede Valverde. El uruguayo puso la constancia y Benzema la calidad para dejar un balón que el galés no pudo aprovechar. 

El Camp Nou durante El Clásico

Sí lo hizo en el minuto 73, pero su gol fue anulado por fuera de juego de Mendy en el pase. El francés está unos centímetros adelantado a Piqué, una rodilla exactamente que impidió al Real Madrid hacer justicia en el marcador. Así se llegó al último cuarto de hora con todo por decidir y con el encuentro abriéndose y pudiendo caer de cualquier lado. 

Zidane quiso renovar energía en su equipo y lanzó a sus hombres a por el partido con un doble cambio ofensivo. Se fueron Isco y Fede Valverde para dejar sus sitios a Modric y Rodrygo. El Real Madrid volvió así al 4-3-3 porque el técnico francés no se conformaba con el empate. 

Sin embargo, no logró el premio y El Clásico fue muriendo con un Real Madrid ganador a los puntos sin lograr el KO definitivo del Barcelona. El conjunto azulgrana aguantó como gato panza arriba y sorteó como pudo las acometidas de un equipo blanco que mereció más y se va como vencedor moral de El Clásico más largo de la historia.

Barcelona 0-0 Real Madrid

BarcelonaTer Stegen; Semedo (Vidal, 55'), Piqué, Lenglet, Jordi Alba; Rakitic, Sergi Roberto, De Jong; Messi, Luis Suárez y Griezmann (Ansu Fati 82').

Real MadridCourtois; Carvajal, Varane, Sergio Ramos, Ferland Mendy; Casemiro, Fede Valverde (Modric, 79'), Kroos, Isco (Rodrygo, 79'); Benzema y Bale.

ÁrbitroHernández Hernández (Comité Las Palmas). Amostestó a Rakitic (21'), Suárez (39'), Lenglet (45'), Bale (70'), Isco (76'), Ramos (78') y Carvajal (91').

IncidenciasPartido correspondiente a la 10ª jornada de La Liga celebrada en el Camp Nou (Barcelona) ante 93.426 espectadores.