James Rodríguez, actual jugador del Real Madrid, fue fichado por el club blanco en 2014 y ha pasado dos años cedido en el Bayern Múnich, desde 2017 hasta ahora, fecha en la que ha finalizado su estancia en Alemania. A su regreso al club blanco, el colombiano se ha encontrado sin hueco en la plantilla, por lo que el equipo está barajando distintas opciones para proceder con su traspaso.

Noticias relacionadas

Uno de los posibles destinos del jugador es Nápoles, pero De Laurentiis sólo acepta que el colombiano llegue cedido: "Lo que no entiendo es por qué al Bayern de Múnich, que tiene tres veces nuestro presupuesto, se lo han cedido y a nosotros nos piden 42 millones. Nosotros también necesitamos a otro jugador que nos garantice 30 goles".

El presidente del Nápoles también argumentó que James no es el único jugador que tiene en mente: "Si James pudiera llegar cedido, nadie diría que no, porque así me permitiría fichar también a otro. Si, en cambio, debo escoger entre él y otro futbolista, que igual incluso me cuesta más, debo pensar en el otro, porque puede que sea también más joven. ¿Pépé? Podría ser él o no, veremos".

James Rodríguez, antes de un partido de la Copa América Reuters

James y Atlético de Madrid

Ante la negativa de De Laurentiis a pagar los 42 millones de euros que pide el club blanco por el futbolista, el Atlético de Madrid estaría más cerca de su fichaje. Después de haber pasado dos años cedido, el equipo de Florentino no va a aceptar que se vaya en las mismas condiciones a otro equipo. El club rojiblanco, en cambio, estaría dispuesto a desembolsar los 42 millones de euros, aunque todavía no ha comenzado ninguna negociación entre los clubes.

[Más información: Las bazas del Real Madrid para vender a James por una suma millonaria]