Paul Pogba y Christian Eriksen, objetivos del Real Madrid.

Paul Pogba y Christian Eriksen, objetivos del Real Madrid.

Fútbol FICHAJES

Pogba gana enteros para fichar por el Madrid tras el fracaso de Eriksen en Champions

El jugador danés ha perdido peso en la lista del club de cara al próximo mercado de traspasos y el francés y Van de Beek continúan arriba. 

El mercado de fichajes está cada vez más cerca y el Real Madrid continúa trabajando en su objetivo de planificación de la plantilla de car a la próxima Ltemporada. Los blancos tienen claro la hoja de ruta con su líder de proyecto, Zinedine Zidane, y un stage de pretemporada que se realizará en Montreal (Estados Unidos). Siendo la parcela de altas y bajas la que cobra protagonismo de cara a los próximos meses.

El conjunto blanco ha resuelto temas que tenía en su lista de prioridades, como el de decidir que futbolistas de la primera plantilla continuarán la siguiente temporada. Aunque el grueso del grupo continuará a las órdenes de Zidane, era necesario que el Real Madrid intentase dar salida a futbolistas con los que el técnico francés no cuenta. Una tarea vital para poder financiar el nuevo macroproyecto que se avecina. 

La línea defensiva es la que parece más asentada de cara al próximo curso, a la espera de que el club certifique el fichaje de Mendy como último refuerzo para al zaga. Los blancos han conseguido ratificar la continuidad de Sergio Ramos y Raphael Varane en el equipo, lo que sumado al fichaje de Militao, cerraría la parcela defensiva.

Un caso similar al de la portería, que no sufrirá más cambios que la posible salida de Keylor Navas. La delantera se espera que sea reforzada con el fichaje, casi oficial, de Hazard, además de un ariete que apuntale el ataque del conjunto merengue. 

Pogba, el elegido de Zidane 

El centro del campo sería la zona que más dudas crea en el Real Madrid. Zidane tiene decidido que el equipo necesita reforzarse en esta línea con fichajes de renombre. El centro del campo formado por pesos pesados como Casemiro, Kroos o Modric tendrá que dejar hueco a nuevas incorporaciones.

Es aquí donde surgen las dudas, en la elección de las piezas que compondrán el nuevo puzzle blanco. Zidane se mantiene firme en su anhelo de que sea Pogba el gran fichaje del Real Madrid en la medular. El técnico quiere a su compatriota como gran revulsivo del proyecto para el centro del campo. Aunque la operación es de gran complejidad, ya que el Manchester United llegó a pedir 190 millones de euros para permitir su salida.

Paul Pogba, en un partido del Manchester United

Paul Pogba, en un partido del Manchester United Reuters

La baza con la que juega el Real Madrid es que los diablos rojos no están clasificados para la próxima edición de la Champions League, lo que podría llevar a Pogba a forzar su traspaso. Durante toda la temporada el francés ha dejado guiños al club blanco y a Zinedine Zidane de Inglaterra.

Eriksen pierde fuerza en la lista 

El fichaje del centrocampista francés podía peligrar si Eriksen entraba en escena. El media punta del Tottenham, que también puede desempeñarse como interior, está en la agenda del Madrid de cara a la próxima temporada. Aunque el danés perdió anoche su gran oportunidad de dar un golpe sobre la mesa en la final de la Champions para terminar de conquistar al Madrid.

Eriksen no realizó uno de sus mejores partidos y su equipo no pudo levantar la 'Orejo na' ante el Liverpool. El danés dejó escapar una oportunidad única en un escaparate mundial de tal magnitud, lo que haría dudar sobre su superioridad futbolística sobre Pogba. 

Eriksen y el Tottenham entrena antes de la final de Champions

Eriksen y el Tottenham entrena antes de la final de Champions Reuters

Por si fuera poco, Zidane quiere a Pogba, pero el predilecto del club tampoco es Eriksen. La cúpula merengue tiene a Van de Beek en su punto de mira como fichaje anhelado. El centrocampista holandés, que esta temporada se ha destapado como una de las sensaciones europeas del Ajax, es muy del gusto de la entidad por precio, proyección y nivel futbolístico.

Todas estas variables situarían a Eriksen al final de la lista de objetivos del Real Madrid para reforzar la medular. Además, con la temporada ya finalizada, al danés se le pone muy cuesta arriba la posibilidad de conseguir remontar puestos en la agenda blanca de cara al próximo verano. 

[Más información: El arma secreta que prepara el Real Madrid para volver a ganar títulos]