Aumentan los problemas en defensa para el Real Madrid de cara a El Clásico del próximo sábado 2 de marzo en el Santiago Bernabéu. Nacho no podrá disputar el encuentro debido a la expulsión que sufrió ante el Levante y Sergio Ramos es duda debido a unas molestias físicas que arrastra en los isquios de la pierna derecha.

Noticias relacionadas

Sergio Ramos en el entrenamiento previo al Clásico. Foto: Twitter (@SergioRamos)

En el pasado choque de Copa del Rey, el central blanco sufrió un choque con Casemiro por la disputa de un balón en el centro del campo. El brasileño fue a despejar el balón y se encontró con el camero. El capitán pudo continuar con normalidad sobre el césped, a pesar de ser atendido por los servicios médicos. 

Sin embargo, el incidente no se quedó ahí y los dolores han ido aumentando. El sevillano se deberá probar minutos antes de disputar el encuentro para asegurarse de que está en condiciones para estar sobre el terreno de juego. Se trata de unas molestias que ya le han dado algún problema durante la temporada.

Varane está listo para el choque liguero

Por su parte, Varane también arrastraba ciertos problemas físicos en la rodilla tras el Clásico. No obstante, este viernes ha entrenado con total normalidad tras abandonar el encuentro del pasado miércoles muy dolorido después de una dura entrada. El central francés se ejercitó con un vendaje en la rodilla y parece estar listo para el choque frente al Barcelona

Los blancos afrontan un duelo vital en la competición liguera, ya que tras la derrota por 0-3 cosechada ante el Barcelona, deben despejar todas las dudas y demostrar el poderío blanco. Se trata de un enfrentamiento en el que el Real Madrid se juega mucho: una victoria supondría mantener vivas las opciones en La Liga, mientras que una derrota les alejaría a doce puntos, y complicaría en exceso la lucha por el título.

[Más información en: Sergio Ramos anima al madridismo: "Otro Clásico, otra oportunidad"]