Cuando El Clásico de La Liga finalice a eso de las 22:30 de este sábado, el Real Madrid estará a poco más de 70 horas de jugarse su futuro en la Champions contra el Ajax. En cambio, el conjunto entrenado por Erik ten Hag habrá disfrutado de seis días de descanso antes de que el balón eche a rodar en el Santiago Bernabéu

La Federación Holandesa (KNVB) aplazó el encuentro que tenía que disputar el Ajax con el PEC Zwolle este fin de semana para que el conjunto de Ámsterdam pudiera afrontar con más posibilidades la vuelta de los octavos de final en la máxima competición continental. 

El PEC Zwolle presentó un recurso ante la Comisión de Arbitraje para intentar jugar este sábado el encuentro de la Eredivisie, sin embargo fue rechazado y finalmente ha desistido de acudir a un tribunal civil. El club neerlandés ha afirmado que acepta la decisión "bajo protesta".

El motivo por el que ha sido aplazado el partido, según la KNVB, es que si el Ajax pasa a cuartos de final, aumentaría las posibilidades de que Holanda mantenga el undécimo puesto del ránking de la UEFA. Por tanto, es una medida adoptada en beneficio del fútbol holandés y de la Eredivisie. 

El calendario, motivo de enfado en el Madrid

Sin embargo, el Real Madrid está muy molesto al entender que desvirtúa la competición. El conjunto blanco llegará al duelo contra el Ajax después de haber disputado dos Clásicos ante el Barcelona en apenas tres días. También el equipo de Solari tuvo menos descanso que los culés de cara a ese duelo copero que terminó 0-3 y con el que los de Valverde lograron la clasificación para la final. 

Por tanto, llueve sobre mojado para el Real Madrid en el tema del calendario. Y es que los blancos se sienten perjudicados por las decisiones en los horarios, mientras que su rival por una plaza en los cuartos de final de la Champions contará con el apoyo de su federación y de todo el fútbol holandés.

[Más información: De Jong: "Quizá Sergio Ramos se arrepienta de la amarilla"]