Isco, tras recibir un gol del CSKA Moscú

Isco, tras recibir un gol del CSKA Moscú SERGIO PEREZ Thomson Reuters

Fútbol REAL MADRID 0-3 CSKA MOSCÚ

Duro castigo del CSKA a las rotaciones del Madrid

Con el trabajo hecho, el Real Madrid recibió al CSKA en el Santiago Bernabéu con demasiada confianza. Los de Solari no tuvieron suerte cuando mejor estaban y acabaron recibiendo un duro castigo de los rusos tras una mala segunda parte. Isco se las tuvo con la grada, el tobillo de Bale dio el susto y Vinicius fue el mejor de un partido para olvidar. [Narración y estadísticas: Real Madrid - CSKA Moscú

En un choque sin nada en juego, Solari rotaba con un once muy parecido al de Copa, el equipo 'X', con Isco y Asensio a la cabeza. Dio paso a los jóvenes como Vallejo, Javi Sánchez, Odriozola, Valverde o Vinicius. Volvió Marcelo de su lesión y el argentino fue fiel a su plan y puso a Courtois bajo palos en partido de Champions. Solo cuatro del choque del Huesca repitieron, siendo Benzema la referencia en ataque.

Delante un CSKA contra el que había ganas de revancha de la ida en Moscú, pero que desde aquel partido no había logrado un solo punto y llegaba como último del grupo. A destacar del lado de los rusos estaba Vlasic, el encargado de anotar aquel 1-0 que no se movería en el marcador y que puso una de las piedras del fin de Lopetegui.

El defensa ruso del CSKA de Moscú Kirill Nababkin intenta robar un balón a Vinicius

El defensa ruso del CSKA de Moscú Kirill Nababkin intenta robar un balón a Vinicius EFE

El Madrid salió seguro al campo, a controlar el partido. Tardó poco en llegar al área rival, aunque el primer disparo, uno lejano y flojito de Asensio, no llegó hasta el 15'. Vinicius capitalizaba casi todas las aproximaciones blancas y se atrevía a encarar, mientras que los rusos se encontraron con un muro llamado Marcos Llorente que lo cortó todo en este comienzo de partido, acompañado también de un gran Valverde. Pero no terminaba de entrar en calor el Madrid al que le faltaba un poco más de Isco en su juego. Vinicius era el mejor de los de Solari.

Vinicius y Asensio rondaron el gol

Empezaba a llegar el CSKA que veía que el Madrid no generaba suficientes ocasiones. Llegó entonces una jugada que levantó a todo el Santiago Bernabéu. A la contra, la daba Benzema con el pecho, luego Isco de tacón y Vinicius se marcaba una brillante acción, pero su disparo lo rechazaba Akinfeev. Asensio recogía el rebote y estrellaba en el larguero un zurdazo. Rozó el gol el Madrid, que se vino arriba durante unos momentos. Asensio probaría otra vez al portero desde la frontal aunque poco después la tuvo más clara. Entró muy forzado al área y perdonó el que tenía que haber sido el 1-0. Dos ocasiones muy claras que no entraron y que pesarían a posteriori.

Doble castigo ruso antes del descanso

Tuvo mala suerte el Madrid y aquellas ocasiones desperdiciados fueron como un haz de luz para el CSKA. Avisó Oblyakov que no logró empalarla a un palmo de Courtois. Replegó mal el Madrid en la siguiente jugada de los rusos, Marcelo se olvidó de Chalov y este recortó y puso el balón al palo largo de Courtois. Contra todo pronóstico, era el CSKA el que se adelantaba. Querían hacer más daño los visitantes y lo lograron al borde del descanso. Mario Fernandes se iba de Marcelo, sacaba el gol Courtois, pero no falló Schennikov al rechace. Así se iba al descanso el partido, con un Madrid que no podía entender cómo iba 0-2 abajo, pero que estuvo muy flojo en defensa.

Tenía que reaccionar el Madrid si no quería despedir el año en Champions con una derrota y Solari sacaba a Bale en el descanso por un Benzema que no se encontró durante la primera mitad. El equipo salió con la misma imagen de la primera parte, siendo Vinicius el que más ganas le ponía de todos. El brasileño quería el gol y lo rondaba de todas las maneras. Tras otras gran acción suya dejó solo a Isco en el área, pero al malagueño se le hizo de noche y tardó mucho en tirar ante el posterior desapruebo de parte de la grada. No lo veía claro Solari que sacó a Toni Kroos a la hora de partido para hacer jugar más al equipo. Se fue Marcos Llorente, aplaudido por la afición.

Marco Asensio se lamenta en el suelo de una ocasión perdida

Marco Asensio se lamenta en el suelo de una ocasión perdida REUTERS

Bale dio el susto y el CSKA cerró el partido

No carburaba el Madrid y apenas llegaba al área. Para colmo, Bale se echó al suelo aquejado del tobillo derecho. Saltaban las alarmas con el galés que, sin embargo, podría regresar al terreno de juego tras varios minutos de tensión. Pero no lo veía claro Gareth que se volvió a la banda para hablar con Solari. Mientras, en el campo, Vinicius tenía su guerra aparte tirando del carro blanco. Y la pasividad en defensa volvió a golpear al Madrid. Entró al área el CSKA y con sus jugadores los del Madrid, que se olvidaron de Sigurdsson el cual, desde la frontal puso el tercero para su equipo. Se enfadaba el estadio ante un Madrid irreconocible. Para acabar, se fue sustituido Marcelo por Carvajal. El brasileño no estuvo bien en su reaparición.

Una nefasta segunda parte del Madrid acabó con las esperanzas de una posible remontada. Mereció más el conjunto blanco en la primera mitad, pero las ocasiones perdonadas dieron vida a un CSKA que marcó prácticamente todas las que tuvo. Flojos los de Solari en un partido sin nada en juego y que debe pasar al olvido. Al final, la buena noticia es que Bale pudo terminar el partido. Toca pensar en el Mundial de Clubes, aunque antes el Madrid tendrá la oportunidad de resarcirse en Liga otra vez en casa contra el Rayo.

Real Madrid 0-3 CSKA Moscú

Real Madrid: Courtois; Odriozola, Vallejo, Javi Sánchez, Marcelo (Marcelo, 74'); Fede Valverde, Llorente (Kroos, 58'), Isco; Asensio, Vinicius Jr. y Benzema (Bale, 45').

CSKA Moscú: Akinfeev; Fernandes, Magnússon, Becao, Nababkin, Schennikov; Oblyakov (Kuchaev, 89'), Bistrovic, Vlasic; Sigurdsson (Nishimura, 90+4') y Chalov (Hernández, 84').

Goles: 0-1, 37' Chalov; 0-2, 43' Schennikov; 0-3 73', Sigurdsson.

Árbitro: Artur Dias (Portugal). Amontestó a Schennikov (80'), Fede Valverde (90+3').

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 6 de la fase de grupos de la Champions League disputado en el Estadio Santiago Bernabéu (Madrid, España) ante 47.000 espectadores.