Este martes se celebra en el Olímpico de Roma la quinta jornada de la Champions League. El Real Madrid viaja a Italia para medirse a la Roma en la lucha por el liderato del grupo. Una victoria merengue certificaría de forma matemática la clasificación para la fase de octavos, pero un mal resultado obligaría a los de Solari a jugarse la clasificación ante el CSKA de Moscú.

Noticias relacionadas

Monchi, director deportivo del conjunto romano, estuvo en El Larguero analizando el encuentro de su equipo y tiene claro que "mañana apostamos por intentar ganar, aunque sabemos que va a ser difícil siendo el Madrid, pero hay mucho que ganar. Ya que tenemos la posibilidad del primer puesto y sabiendo que los pequeños detalles pueden hacerte llegar lo más lejos posible, no me conformo ahora".

Sobre los rumores de un posible interés de varios clubes en el delantero bosnio, que es duda para medirse al Real Madrid ha confirmado que desea que sea de la partida: "esperemos que sí. Vamos a confiar en que mañana esté mejor". Además, confirmaba ante los rumores sobre el conjunto blanco que "no, nadie ha preguntado por Dzeko". 

Bale pasa el balón en el entrenamiento en Roma

Las claves del primer encuentro

Sobre el 3-0 en el Santiago Bernabéu, Monchi tiene claro que las cosas no están igual, en ambos equipos han sufrido cambios importantes: "ninguno hubiera imaginado lo que ha pasado desde ese partido hasta hoy. Son cosas que no tienen explicación, pasan, forman parte del deporte y a veces no tenemos explicaciones, aunque los profesionales tendríamos que tenerlas".

Otra de las posibles razones del mal momento blanco puede ser la marcha de Cristiano, pero el director deportivo español discrepa: "no creo que haya sido determinante la marcha de Cristiano. Hace dos meses hablábamos de que el Madrid podía resarcirse y hoy hay dudas por los resultados. Afecta, pero no es determinante".

[Más información: De Panucci a Baptista: los jugadores que han jugado para Real Madrid y la Roma]