Icardi celebra un gol con el Inter

Icardi celebra un gol con el Inter Reuters

Fútbol FICHAJES

Wanda Nara: "La renovación de Icardi no está en la agenda"

La mujer y representante del futbolista de Mauro Icardi, Wanda Nara, estuvo en el programa Tiki Taka donde habló acerca la situación y del futuro que se cierne sobre el futbolista del Inter de Milán. El argentino tuvo una gran temporada con el conjunto italiano por lo que fue relacionado con el Real Madrid.

Su esposa ha recordado en el mencionado espacio que el delantero tiene contrato con los nerazzurri hasta el año 2021. "Le quedan tres años de contrato con el Inter", comenzaba diciendo. "La renovación del contrato de Icardi no está en la agenda", señalaba la agente del jugador.

A lo que añadía que "no hay ansiedad, está feliz y tranquilo. La extensión del contrato de Icardi no preocupa". Recalcando que "es importante anotar en la Champions League. Después de las competiciones del equipo nacional, la Champions League es el torneo más importante y los goles en esta competición son muy importantes".

El salario del ariete de 25 años es de 4,5 millones de euros. Sin embargo, dicho dineral parece no ser suficiente acorde a su labor en los terreno de juego. El cuadro italiano le habría ofrecido dos 'kilos' más para así anclar a su jugador en Italia con una nueva renovación, pero la intención de su mánager es la de que le paguen 8 millones, cantidad que el conjunto de Concha Espina podría pagar.

Icardi durante un entrenamiento con el Inter

Icardi durante un entrenamiento con el Inter EFE

Sin prisa, pero sin pausa

Desde Italia apuntan a que su renovación con el Inter está a punto de firmarse, aunque el futbolista habló a finales de septiembre acerca del asunto en cuestión tras el duelo ante la Fiorentina, donde afirmó que "los medios hablan demasiado", señalando que no estaba preocupado por lo que pudiera pasar más adelante pese a tener "120 objetivos".

Además, sobre la renovación, el argentino comentaba que "todos los años" se hablaba sobre el tema, pero que él no es quien tiene la última palabra, sino que tanto el club como su esposa y agente, son los encargados de mover las fichas. "Estoy tranquilo, continuó haciendo lo que tengo que hacer. Si hay espacio para mejorar el contrato, se hará", admitía.