Courtois, durante un entrenamiento con el Madrid. Foto: Instagram (@thibautcourtois)

Courtois, durante un entrenamiento con el Madrid. Foto: Instagram (@thibautcourtois)

Fútbol CHAMPIONS LEAGUE

La Primera de Courtois: el Real Madrid, la vía para cumplir su sueño

Noticias relacionadas

La cuenta atrás llega a su fin y el Real Madrid se acerca a su debut en la Champions League una temporada. Lo hace con la etiqueta de gran favorito después de haber ganado por tercer año consecutivo la 'Orejona'. Nadie lo ha logrado antes y pocos han triunfado en una final con tanta superioridad como se ha visto en Kiev y en Cardiff. El club ha conquistado Europa y eso es lo que quiere hacer ahora Thibaut Courtois.

El belga ha sido uno de los refuerzos de verano del Real Madrid. Tras cuatro temporadas defendiendo la portería del Chelsea, Courtois ha regresado a la capital española para ahora vestir la camiseta del conjunto blanco y tiene un objetivo claro: la Champions. "Vengo a ganar títulos, la Champions", decía en su presentación al tiempo que hablaba de cómo surgió su sentimiento madridista. Thibaut busca su primera Champions y es que es una competición con la que nunca ha tenido mucha suerte.

De la final de Lisboa al tricampeón de Europa

Si la historia del Real Madrid con la Champions ha sido idílica históricamente, Courtois ha sufrido varios de los palos más duros de su carrera en la competición. Su estreno en la Champions iba viento en popa y en la primera edición que jugó, la 2013/2014, alcanzaba la gran final. El Atlético soñaba con su Primera, hasta que Sergio Ramos y el minuto 93 le devolvió a la dura y cruda realidad. Aquel día Courtois estaba bajo palos y poco pudo hacer ante el magistral cabezazo del camero.

Sergio Ramos, tras anotar el gol en Lisboa.

Sergio Ramos, tras anotar el gol en Lisboa. EFE

Tras el fracaso del Atleti en Lisboa, Courtois puso rumbo a Londres. El proyecto del Chelsea prometía y el objetivo era volver a ganar una Champions que consiguieron por primera vez en 2012, pero en las temporadas sucesivas se quedarían muy lejos de lograrlo. Cuatro temporadas de fracasos de los blues en Europa en las que en ninguna de las ediciones pasaron más allá de los octavos de final. El año siguiente a La Décima del Madrid, el Chelsea caía en la prórroga frente al PSG. Mismo rival con el que se verían las caras por segunda temporada consecutiva y con mismo resultado, aunque en esta ocasión los parisinos ganaron la ida y la vuelta.

Lo peor estaba por venir y el Chelsea tocaría fondo también en la Premier y en 2016 no logró el billete para la Champions, ni tampoco para la Europa League. Tras un año de reconstrucción, con Courtois como uno de los pilares, los blues se hicieron con el título liguero y regresaron a la Champions con toda la ilusión del mundo. La suerte no estaría de su lado y tras pasar como segundos en la fase de grupos -eliminando, de paso, al Atleti-, el sorteo de octavos les emparejó contra el Barcelona. En la ida perdonaron y empataron a uno, pero en la vuelta los culés fueron muy superiores y Courtois acabó encajando tres goles que escocieron.

Courtois saluda a Sergio Ramos tras debutar con el Madrid

Courtois saluda a Sergio Ramos tras debutar con el Madrid Reuters

Los malos recuerdos de Courtois en la Champions le motivaron a cambiar de aires en verano y ha recalado al destino ideal. Un vestuario con una mentalidad ganadora y un club que impone respeto a toda Europa con su sola presencia. El belga ha llegado al hábitat ideal para cumplir su gran sueño y el Real Madrid se ha reforzado con uno de los mejores porteros del mundo, Guante de Oro del pasado Mundial y nominado al 'The Best' al mejor portero.

La Champions está hecha para los grandes nombres y Courtois, sin duda, lo es. La incógnita es si Lopetegui apostará por él bajo palos, después de alinearle contra Leganés y Athletic en Liga. Keylor, portero de las tres últimas Champions, cuenta también para el técnico vasco y está por ver como se gestiona el puesto. Lo que está claro es que si apuesta por Courtois en la Champions, tendrá bajo palos un portero con mucho hambre y mucha motivación tras su duro camino recorrido hasta llegar a este punto.