Tite dialoga con Neymar. Foto: Twitter (@FIFAWorldCup)

Tite dialoga con Neymar. Foto: Twitter (@FIFAWorldCup)

Fútbol SELECCIONES

Tite nombra a Neymar capitán permanente de la selección de Brasil

Neymar es el nuevo capitán de la selección de Brasil. Después del invento que hizo Tite en el pasado Mundial de Rusia, en el que fue rotando el brazalete partido tras partido, el seleccionador brasileño reveló, antes del amistoso contra Estados Unidos, que la estrella del combinado brasileño será de nuevo líder del equipo. Thiago Silva, Marcelo o Casemiro también contaban con opciones de ocupar ese puesto.

El seleccionador ha garantizado que "el tiempo pasa y las personas crecen y maduran, desde que he empezado a trabajar con Neymar pasamos por momentos importantes y el demostró conciencia, perspicacia. Estoy seguro que hoy él está preparado para dar ese paso adelante". Brasil se enfrentará a EE.UU. en la madrugada del sábado a la 01:30, donde el extremo del PSG estrenará su nuevo brazalete. 

Neymar, que dejó el brazalete a petición propia tras los Juegos Olímpicos de 2016, se mostró confiado por poder llevar a cabo ahora su tarea. El jugador recordó que "fui muy criticado durante aquellos JJ.OO. y en el pasado Mundial". Confirma que "acepto la capitanía ahora porque he aprendido mucho en los últimos años, con las últimas experiencias. He madurado mucho en este tiempo y sé que puedo ejercer las funciones de un capitán. Creo que esta responsabilidad será buena para mí".

Neymar celebra su gol ante México en el Mundial de Rusia 2018. Foto: cbf.com.br

Neymar celebra su gol ante México en el Mundial de Rusia 2018. Foto: cbf.com.br

Una responsabilidad para Neymar

Tras varias polémicas sobre su actitud en el terreno de juego, el '10' tiene un reto que puede quedarle grande. Tras las críticas sobre su actuación en el Mundial, donde se acusó al jugador de ir demasiado al suelo, la presión sobre su nuevo rol en la selección puede jugar una mala pasada en lo futbolístico.

Por su parte, habló sobre su fama en los terrenos de juego, admite que "cojo la pelota diez veces y de esas, once subo. Soy más rápido, más ligero y sufro faltas. No me van a dejar pasar sin darme un golpe. No sirve de nada. Sufrí muchas faltas en el Mundial, pero no era eso lo que pretendía...". Además asegura que "intentaré mejorar cada día mi fútbol, mis cosas dentro del campo y fuera de él".