El mercado de fichajes continúa abierto en gran parte de Europa y son varios los equipos que tienen su punto de mira en el Santiago Bernabéu. El Real Madrid aún debe aligerar plantilla de aquí al 31 de agosto. Equipos como el Valladolid se han interesado a lo largo de las últimas semanas en jugadores como De Tomás, Lunin o Vinicius, pero parece ser Vallejo el nuevo objeto de sus deseos.

Noticias relacionadas

El central aragonés se encuentra en estos momentos en un proceso de recuperación después de la lesión que sufrió durante la gira de pretemporada, que le hizo perderse el Trofeo Santiago Bernabéu, la final de la Supercopa de Europa y también el primer partido liguero contra el Getafe. Mientras ultima su proceso de recuperación, el Valladolid intenta convencer al futbolista de que acepte un cambio de aires.

El equipo pucelano quiere a Jesús Vallejo para que ejerza de líder de su defensa. Lo que busca el club blanquivioleta es cerrar un acuerdo para una cesión por un año, hasta junio de 2019. En Zorrilla sería titular indiscutible, mientras que en el Real Madrid sabe que tiene por delante a jugadores de la talla de Sergio Ramos, Nacho y el campeón del mundo Varane.

Vallejo quiere quedarse 

Hasta el momento, el futbolista ha dicho que quiere continuar en el Real Madrid, ya que su objetivo es convencer a Lopetegui. El entrenador merengue le conoce bien de su etapa como seleccionador nacional. El técnico vasco incluso le incluyó en la lista de jugadores que acompañaron a la Selección a Rusia para acabar de preparar el Mundial junto a los internacionales que disputaron la cita más importante a nivel de selecciones.

Julen Lopetegui siempre se ha mostrado satisfecho con su trabajo, pero su problema con las lesiones impidieron al ex del Zaragoza tener continuidad en su primera temporada de blanco, un calvario que ha continuado en estas semanas de trabajo de pretemporada y cuya sombra planea por Valdebebas.

Vallejo, en el Real Madrid - Manchester United Reuters

Durante la temporada 2017/2018, Jesús Vallejo tan solo llegó a participar en doce encuentros -siete en La Liga, uno en la Champions League y cuatro en la Copa del Rey-, aunque, al contrario que jugadores como Ceballos, sí logró sobrepasar la barrera de los 1.000 minutos, aunque este registro queda muy por debajo de los otros tres centrales del Real Madrid.

Joven, pero experimentado

Pese a tener solo 21 años, el central ya sabe lo que es ejercer de líder. Tanto en la sub21 como en el Zaragoza ha portado el brazalete de capitán. Su buen trato de balón le llevaron a fichar por el club blanco, pero el Real Madrid no le incorporó sus filas hasta el verano de 2017. Antes jugó cedido en el propio conjunto maño y después en el Eintracht de Frankfurt.

En Alemania continuó con su progresión y desde entonces la Bundesliga ha seguido su pista de cerca. El propio Eintracht ya dejó entrever el pasado curso que estarían encantados de volver a contar con sus servicios. Su periplo por tierras germanas acabó con una lesión que le mantuvo alejado de los terrenos de juego durante el último tramo de la 2016/2017.

Cuenta atrás

Todavía quedan diez días para que la ventana de transferencias del periodo estival eche el cerrojo. Poco más de una semana para que el Valladolid intente convencer a Jesús Vallejo que en Pucela tendrá los minutos que necesita para continuar con su progresión, ganar experiencia en Primera División y poder regresar así al Real Madrid con un punto más de veteranía.

La última la palabra la tendrá el propio jugador. De continuar con su idea de convencer a Julen Lopetegui que puede contar con él a lo largo de toda la presente temporada y que será de gran ayuda para lograr los objetivos, el Valladolid tendrá que resignarse al deseo de un Vallejo que quiere hacer historia en el Madrid.