Julen Lopetegui, entrenador del Real Madrid.

Julen Lopetegui, entrenador del Real Madrid.

Fútbol REAL MADRID

Exceso de centrocampistas: la penúltima tarea de Lopetegui

  • El Real Madrid deberá aligerar plantilla antes del final del mercado.
  • Jugadores como Kovacic, Odegaard o Marcos Llorente tienen su futuro en el aire.
  • Lopetegui debe decidir durante la gira por EE.UU. quiénes se quedan o se van.

Noticias relacionadas

El Real Madrid prosigue con la preparación para la próxima temporada en Valdebebas hasta que dentro de unos días pongan rumbo a EE.UU. para continuar allí con el trabajo y también para disputar la ya tradicional International Champions Cup. A falta de los internacionales que disputaron el pasado Mundial de Rusia y a la espera de posibles incorporaciones, así como de finalizar el capítulo de salidas, el conjunto merengue cuenta en su primer equipo con 23 jugadores.

Dejando a los tres porteros a un lado, entre los que también se esperan movimientos, ya que Luca Zidane saldrá del club a lo largo de las próximas semanas, mientras que Lunin podría ocupar la plaza del tercer guardameta o bien salir cedido. El futuro de Casilla también está en el aire ya que todo dependerá de si finalmente se acomete la operación por Courtois -pendiente de que el Chelsea encuentre un arquero de garantías para sustituirle-. Así quedan 20 futbolistas de campo.

Mientras Borja Mayoral apunta a dejar el club tras la gira por Estados Unidos, Vinicius obtendrá ficha con el primer equipo así como su esperado dorsal, ya que tras su presentación no se conoció el número que lucirá en su primera temporada en el Real Madrid. Tampoco se descarta que llegue un delantero centro para competir con Benzema y completar el ataque madridista. Cavani o Rodrigo han sido los últimos en sumarse a la agenda de futuribles.

Las dudas en el centro del campo

Con la defensa completa, la portería ya con el guion desarrollado y con los previsibles movimientos en la línea de ataque, las grandes dudas llegan en la medular madridista. A Casemiro, Llorente, Kroos, Kovacic, Modric, Dani Ceballos, Isco y Asensio se suman también Martin Odegaard y Fede Valverde.

Odegaard, en un entrenamiento del Real Madrid

Odegaard, en un entrenamiento del Real Madrid

El futuro del uruguayo podría resolverse con una nueva cesión. La pasada temporada, 'El Pájaro' ya jugó en el Deportivo de La Coruña bajo está condición, aunque no tuvo el protagonismo esperado. Pero son los planes con Odegaard los que aún no están sellados. El centrocampista noruego tiene ante sí una oportunidad inmejorable para quedarse a las órdenes de Julen Lopetegui y esta pasa por convencer al técnico vasco durante la gira de pretemporada por tierras norteamericanas. 

El que seguro se queda en el Real Madrid es Ceballos. El ex del Betis tendrá una nueva oportunidad en el conjunto merengue tras una primera campaña en la que pasó sin pena ni gloria, siendo el jugador de campo con menos minutos de la plantilla al final de la 2017/2018.

Situación diferente es la de Marcos Llorente. El mediocentro también apunta a quedarse, ya que es el único relevo natural con el que cuenta Lopetegui para su primera temporada en el banquillo madridista. Pero el canterano tiene varios pretendientes y no se quiere cortar su progresión con un nuevo año prácticamente en blanco.

Kovacic. Foto: Pedro Rodríguez / El Bernabéu

Kovacic. Foto: Pedro Rodríguez / El Bernabéu

Por último, Mateo Kovacic. El centrocampista croata se ha convertido en la gran duda del verano en el Santiago Bernabéu. El internacional de la selección ajedrezada, y flamante subcampeón del mundo, quiere más minutos y así dejó constancia de ello en una entrevista que concedió durante el Mundial de Rusia.

Las alarmas saltaron entonces y son muchos los equipos tanto de Italia como de Inglaterra que han posado su foco en el joven futbolista. Su futuro podría ir ligado al de Llorente y Odegaard, ya que si se queda Kovacic, todos no tendrían sitio en la plantilla merengue para la próxima campaña. 

Sin embargo, en el Real Madrid no quieren desprenderse del croata, quien ha ido de menos a más desde que llegó procedente del Inter de Milán y a sus 24 años el jugador todavía tiene mucho que aportar, ya que todavía no se ha vislumbrado dónde está su techo.