Cristiano y Messi en un Clasico. Foto. Twitter (@LaLiga)

Cristiano y Messi en un Clasico. Foto. Twitter (@LaLiga)

Fútbol

El Real Madrid no es el Barça: Cristiano, la última diferencia

El 'caso Cristiano' ha vuelto a mostrar la superioridad que existe entre el Real Madrid y el Barcelona. Aunque en ocasiones se intente comparar a ambas entidades, el conjunto merengue ha demostrado repetidas veces por qué son antagónicas. La forma en la que el delantero luso podría dejar el equipo blanco así lo contrasta.

Noticias relacionadas

Cristiano Ronaldo podría estar viviendo sus últimas horas como jugador del Real Madrid. Él quiere marcharse y en el club merengue no le van a poner impedimento alguno si esa es su decisión. Mantener una relación cordial y una actitud ejemplar ante una figura histórica del equipo blanco es el objetivo marcado en las oficinas del Santiago Bernabéu

Una forma de ser que representa a la perfección los valores del Real Madrid. Unos muy diferentes a los de su eterno rival, el Barcelona, a pesar de que desde ciertos sectores se intente meter en el mismo saco a ambas escuadras. La forma en la que se resolverá el 'caso Cristiano' es la última de las grandes diferencias entre el cuadro madrileño y el catalán.

EL MADRID NO CEDE CON CRISTIANO COMO EL BARÇA CON MESSI

El Real Madrid se ha plantado desde hace mucho tiempo. No iba a pagar 40 millones anuales a Cristiano Ronaldo. Una nueva mejora de su contrato que se sumaría a la alcanzada recientemente. Se ha intentado llegar a un acuerdo hasta el último momento y de hecho la última oferta del club fue de 30 millones de euros. Pero por mantener el equilibrio económico y salarial del club, en el Real Madrid no se ha barajado la opción de cumplir la petición exagerada del luso.

Cristiano Ronaldo y Messi. Foto: Twitter (@elchiringuitotv)

Cristiano Ronaldo y Messi. Foto: Twitter (@elchiringuitotv)

Algo completamente diferente a lo mostrado en Can Barça. Messi ha acostumbrado a renovar su contrato año tras año con la única premisa de subir su sueldo progresivamente y hasta cifras inalcanzables para el resto de clubes. El argentino supera los 40 millones de euros de salario por campaña y no sería una sorpresa que el próximo año vuelva a pedir una mejora de su contrato. En esta ocasión el club blaugrana si cedió.

DESPEDIDA A SU ESTRELLA

En el equipo merengue quieren decir adiós a Cristiano de la mejor manera. Como se merece una estrella de su calibre. El mejor jugador de la actualidad en el Real Madrid y en el mundo debería cambiar de aires con una despedida a su altura. Esa es al línea que se sigue en Chamartín. Cristiano, junto a Di Stéfano, está en lo más alto de la historia del equipo blanco y debería decir adiós. Sin embargo, el delantero luso parece no estar de acuerdo con esa opción de tener que despedirse.

Al-Khelaïfi y Neymar. Foto: psg.fr

Al-Khelaïfi y Neymar. Foto: psg.fr

Esa propuesta, por ejemplo, ni le llegó a Neymar. El brasileño comunicó hasta la saciedad al Barcelona que quería marcharse. El PSG insistía y en la entidad catalana se negaron a negociar. Algo que no acabó como se esperaban. Neymar fichó por el conjunto parisino, se pagó su cláusula y el jugador y el Barça acabaron en los tribunales con diferentes causas abiertas y con una relación que parece que no volverá a ser buena jamás.

FORMAS DE NEGOCIAR

El Real Madrid en ningún momento ha cerrado la puerta a Cristiano, al PSG, al Manchester United o, en esta ocasión, a la Juventus. En la capital siempre ha reinado la calma y, por encima de todo, la elegancia. Una actitud que se toma tanto a la hora de analizar las ofertas recibidas por jugadores como Cristiano Ronaldo como cuando se lanzan a por un fichaje. En estas últimas temporadas se ha podido observar esa forma de negociar que prevalece en la entidad. Con Vinicius o con Rodrygo, sin ir más lejos, el Madrid superó con creces al Barcelona. Hasta el presidente del Santos lo reconoció.

Florentino Pérez, en la presentación de Julen Lopetegui

Florentino Pérez, en la presentación de Julen Lopetegui

En la situación de Cristiano se están comportando exactamente igual. El Real Madrid espera la oferta oficial de la Juventus pero ha evitado cualquier tipo de polémica que provocara una mala relación entre dos históricos del fútbol mundial. Con Florentino Pérez a la cabeza, en la capital no se quieren hacer las cosas de una forma que no sea la perfectamente correcta.