La última jornada del grupo B estuvo repleta de tensión, igualdad, goles y, sobre todo, VAR. La tecnología influyó en ambos encuentros y finalmente deparó un panorama bastante positivo para España. Los de Hierro rozaron la eliminación y terminaron como líderes gracias a su 2-2 contra Marruecos y al 1-1 de Irán frente a Portugal.

Noticias relacionadas

Fue ese duelo de los lusos el que más afectó al resultado español. Los de Fernando Santos fueron ganando durante la mayoría de minutos y solo un penalti pitado en el descuento provocó el empate en el marcador. Antes, Cristiano falló un penalti. Un cúmulo de situaciones que no gustó al delantero del Real Madrid. Salió del estadio sin hablar con la prensa y solo dijo algunas palabras a algún que otro conocido. 

"Pasamos los dos, eh", replicaba. Y es que eran muchas las malas caras a pesar de que Portugal también había cumplido su objetivo. Además, según indican algunos enviados especiales, Cristiano se mostró contento por el pase de España puesto que en el combinado de Hierro están muchos de sus compañeros.

CRISTIANO QUIERE MÁS

El jugador portugués ha comenzado imparable en este Mundial de Rusia. Cuatro goles en tres partidos y resultando vital en los puntos obtenidos por la selección portuguesa. Cristiano es uno de los líderes en cuanto a goles en este campeonato y quiere alzarse con el único trofeo que le falta a nivel colectivo. Ya hace unos años se perdió la final de la Eurocopa por una lesión, por lo que las ganas para alcanzar el último duelo son mayores.