Portugal tenía todas las de ganar para poder ponerse líder indiscutible del grupo. Pero Irán volvió a demostrar que este Mundial de Rusia es de los más igualados de la historia. Creer y trabajar tuvo sus frutos y la selección que partía como la más pequeña del grupo lograba un gol de penalti que les daba vida. El 1-1 no fue suficiente y los lusos cerraron con un segundo puesto.

El encuentro comenzó con dominio claro de Portugal. Tocando, moviendo el balón y concentrando los ataques en la figura de Cristiano Ronaldo. El delantero del Real Madrid avisaba con un lanzamiento cruzado que quedaba en nada pero que advertía al rival. Irán se encerraba por completo y repetía el mismo guion que ante España. Embotellado y aprovechando cualquier despiste para salir a la contra. Y hasta en eso acertaron. Alguna que otra ocasión llegaba para Irán y con ella los nervios en Portugal.

Cristiano, sin ir más lejos, pedía un penalti que posteriormente le devolverían con merecimiento gracias al VAR. Pero fue Quaresma el que se vistió de héroe. Lanzamiento perfecto en la frontal del área, imparable para el arquero rival y en un momento tan duro como la previa del descanso. En el 44 se adelantaban los lusos mientras miraban con atención el resultado de España.

La segunda mitad desató la épica, la locura y ahora sí, el miedo. Irán a la desesperada pero manteniendo el el orden defensivo. Era su clave y la iban a mantener. Pese a ello, un error estuvo cerca de matarles por completo. Penalti sobre Cristiano previa consulta con el VAR. El '7', sorprendentemente, veía como el portero se lucía con un paradón. Ese quizás fue el bálsamo iraní para reaccionar. De nuevo un penalti daba opciones a una de las selecciones. El colegiado miraba las imágenes y optaba por señalar la pena máxima en el tiempo de descuento.

Al mismo tiempo, España marcaba el segundo gol también con revisión arbitral. Parecía una película pero no lo estaba siendo. Gol de Ansarifard que empataba el partido, dejaba a Portugal segunda y con opciones a Irán con tres minutos por delante. Aplausos, ilusión, carreras por banda y demás variaciones que mostraban el espíritu iraní. De hecho, un lanzamiento en el último segundo golpeaba en el lateral de la red. Irán perdonó y Portugal sufrió con tanto penalti, pero pasa segunda.

  1 - 1  
IRÁN vs PORTUGAL

Ansarifard 93'

 

44' Quaresma