El Castilla cerró el año con una gran victoria ante el Rápido de Bouzas con la que dejó atrás los fantasmas de partidos anteriores ante equipos gallegos. Los madridistas consiguieron remontar el tanto en el minuto 2 de Javi Sánchez y gran parte de culpa la tuvo Manolo Díaz y sobre todo Martín Calderón, el técnico madridista dio entrada al centrocampista en el descanso y su presencia en el terreno de juego fue clave para conseguir los tres puntos.

El mediocentro entró sustituyendo a Jaume y se hizo dueño y señor del centro del campo. Todos los balones pasaban por él y su gran golpeo de balón era una gran baza a balón parado para los blancos. Prueba de ello fue su primer aviso con una falta directa en la que tuvo que intervenir Brais. Sin embargo, esto fue el preludio de lo que ocurriría cuando en una falta lejana y escorada, se atrevió con el golpeo y el balón se coló por la escuadra derecha de la portería, consiguiendo así el gol del empate.

Sin duda fue un gol muy especial para el jerezano ya que había un sector de la grada que no paró de animarle desde que sonó su nombre en la megafonía y a ellos les dedicó su precioso tanto que fue el inicio de una gran remontada y que permite al filial madridista acabar el año tercero a un solo puntos del líder, el Fuenlabrada.

Martín Calderón anotó un auténtico golazo ante el Rápido de Bouzas

La progresión del centrocampista

El joven mediocentro era una de las mayores promesas en el fútbol juvenil. En el Real Madrid fue un jugador clave en todas sus temporadas en dicha categoría y en el año en el que ha dado el salto a una cota más alta y muy dura como es la Segunda B no está decepcionando.

El futbolista acumula trece partidos y en ellos ha aportado un gol y una asistencia y su actuación ante el Rápido de Bouzas confirma que es un jugador muy a tener en cuenta para los próximos años y también para esta misma temporada, porque se ha convertido en un gran revulsivo para un puesto clave en el Castilla como es el de pivote defensivo, posición en la que es indiscutible Jaume, pero que tiene un gran recambio como es Martín Calderón.

[Más información: Los cinco nombres del Castilla en 2018]