El Real Madrid se ha complicado sobre manera su pase a las semifinales de la fase final de la Liga Endesa. Los blancos realizaron un partido pésimo y sufrieron un duro correctivo ante MoraBanc Andorra que provoca que los de Laso no dependan de sí mismos para avanzar de ronda, pero sí tienen alguna opción. 

Noticias relacionadas

Los blancos están haciendo un torneo muy irregular. La primera puesta en escena fue arrolladora con un primer cuarto excepcional ante Herbalife Gran Canaria. El cuadro merengue vivió de las rentas de una buena primera mitad y sumaron la primera victoria.

En la segunda jornada llegó el primer batacazo ante el equipo revelación del torneo, San Pablo Burgos. En un partido muy gris, sin acierto y sin encontrar ritmo ni fluidez en el juego, los blancos no fueron capaces de vencer solo con el talento individual.

Esta derrota suponía graves problemas para los de Laso, aunque restaban jornadas para intentar solventar la papeleta. La victoria frente a Valencia Basket en el mejor partido de la fase final parecía poner las cosas en su sitio y dejar la derrota ante los burgaleses en un lapsus.

Llull disputando un balón en la fase final ACB

Sin embargo, un nuevo tropiezo ante un equipo que no estaba realizando un buen torneo como Andorra ha dejado al actual campeón contras las cuerdas y con muy pocas opciones de avanzar hacia las semifinales. No obstante, los blancos siguen teniendo posibilidades incluso de ser primeros tras las victorias de este miércoles de Zaragoza y de Valencia Basket.

Las opciones del Real Madrid

Lo indispensable es que el Real Madrid gane su partido ante Casademont Zaragoza y después le tocará esperar una combinación de resultados que le favorezcan.

Si Valencia Basket gana su partido a Herbalife, el Real Madrid no tendría ninguna opción de pasar. En cambio, los blancos pasarían como primeros si Gran Canaria consigue vencer a los valencianos, obteniendo estos su pase como segundos. 

Esta es la única opción que tienen los de Pablo Laso para estar en la siguiente ronda. El Real Madrid ya no podrá ser segundo, pero sí terminar como líderes del Grupo B a pesar de su mala actuación en esta fase final excepcional. 

El banquillo del Real Madrid frente MoraBanc Andorra ACB

El otro duelo que quedará por disputarse en la última jornada que tendrá lugar el próximo viernes será el que enfrente a San Pablo Burgos y MoraBanc Andorra. Una victoria de Gran Canaria dejaría este choque sin validez alguna, pero un triunfo de Valencia lo convertiría en un duelo a vida o muerte. 

San Pablo Burgos, que está realizando un gran torneo y que hoy estuvo a punto de tumbar a uno de los aspirantes como ya hizo con el Real Madrid, solo podrá ser segundo si gana su encuentro y Valencia Basket hace lo propio. 

Lo mismo ocurrirá con los de Peñarroya, que necesitan vencer a su rival y que el equipo de La Fonteta se lleve el triunfo para poder tener opciones. La segunda plaza es la que estará en juego en este choque que conformará una última jornada tan emocionante como épica. 

El próximo partido del Real Madrid será contra Casamont Zaragoza el viernes 26 de junio a las 21:30, cerrando la primera ronda de esta fase final. En el otro grupo, que se cerrará el jueves, Barcelona y Baskonia ya están clasificados como primero y segundo respectivamente. 

[Más información: Pablo Laso, muy crítico tras la derrota: "No hemos jugado como equipo"]