Randolph logra una gran canasta pese a la gran defensa del Panathinaikos

Randolph logra una gran canasta pese a la gran defensa del Panathinaikos Agencia EFE

Baloncesto MACCABI TEL AVIV 77-81 REAL MADRID

La mejor versión del Real Madrid se impone ante Maccabi Tel Aviv en el regreso de Randolph

El alapívot blanco volvió con una versión digna de la NBA. Los de Laso vuelven de manera meritoria a la senda del triunfo tras un partido laborioso. 

Noticias relacionadas

Trabajado, costoso y merecido triunfo del Real Madrid contra Maccabi. El equipo blanco recupera la sonrisa en la competición europea gracias a su defensa y a la labor de un Randolph que volvió como si nunca se hubiese marchado. Los de Laso ganan en una cancha que no conocía la derrota en lo que iba de temporada. [Narración y estadísticas: Maccabi Tel Aviv 77-81 Real Madrid]

Con todas las armas disponibles afrontaba el Real Madrid el 60º duelo ante Maccabi Tel Aviv. Laso podía contar, casi por primera vez esta temporada, con todos los paladines de su ejército de ganadores. Un ejército que vestía de azul oscuro casi negro, para contrarrestar el 'amarillo pollo' que siempre reina en 'La Mano de Elías'.

Pero antes de la batalla era tiempo de homenaje. Los ojos empañados en todos los aficionados del feudo de Maccabi al recordar a Kobe Bryant y Robert Archibald. Salto inicial ganado por el equipo israelí y momento para que los jugadores repasaran sus recuerdos como homenaje a The Black Mamba mientras que dejaban corren los segundos a modo de homenaje.

Randolph, on-fire

Y si el espíritu de Kobe parecía volar por el Menora Mivtachim Arena, Randolph se disfrazaba de él en un primer cuarto sensacional. El recién curado sumaba 11 puntos en los primeros cinco minutos para liderar al Madrid en el arranque. Prácticamente sin fallos en ataque, el 3 blanco se comía a Acy en cada centímetro del parqué.

Pero si el norteamericano era el bastión merengue, Wilbekin y Hunter evitaban que el guiso saliese del horno antes de tiempo. El ex del Real Madrid le complicaba la vida a Tavares y superaba los 1500 puntos en Euroliga mientras que sostenía a su equipo junto al escolta de Gainesville, Florida. 

Con estos tres porfiando por el protagonismo del partido, se llegó al término de un primer cuarto igualadísimo (19-21). Sin embargo, con la llegada del segundo acto aterrizó también la polémica. Lamonica y Rocha hacían su clásica aparición para dar un empujoncito a los locales, que lograban un parcial inicial de 8-0.

Maccabi se repone

El Madrid, con un quinteto completamente distinto al del inicio, no encontraba el camino en ataque y concedía muchas opciones a un equipo tremendamente potente en el aspecto reboteador como es el dirigido por Sfairopoulos. Maccabi empezaba a disfrutar y la joven esperanza del equipo hebreo, Advija, hacía su aparición para demostrar todo el baloncesto que atesora.

Con el canterano haciendo diabluras a Rudy, el Madrid se acogía a la aportación de sus interiores con acento americano, Thompkins y Mickey, y al tino de Taylor para ir desabrochando la faja que oprimía el aro de Maccabi. Pero no le llegaba para alcanzar la igualdad.

Con el partido en un palmo, Amar'e Stoudemire debutaba en Euroliga con los de Israel y era el encargado de anotar la última canasta de su equipo antes del pertinente descanso. 38-36 en el luminoso y 20 minutos por delante para que el Madrid evitara su cuarta derrota seguida en Euroliga.

Tavares sella el aro blanco

Al volver de vestuarios, en la Instant Interview, Laso abogaba por la importancia de mejorar en el rebote ofensivo para poner los cimientos del triunfos. Pues con esto entre ceja y ceja se embarcó el conjunto blanco en la segunda mitad y le permitía volver a liderar el choque. 

Con el Campazzo más dadivoso liderando al equipo desde el vértice y con Causeur haciendo al balón acariciar las redes cada vez que penetraba hacia el aro, el Madrid mostraba un nivel sobresaliente en ataque y, con un parcial de 4-15, abría una brecha en el marcador.

Ahora bien, si el equipo merengue lo estaba haciendo de matrícula en el aro rival, Tavares sembraba el terror en la pintura blanca. Como el alumno que va al examen sin estudiar esperando un milagro, así buscaban los puntos los artilleros de Sfairopoulos. Con 5 tapones en apenas 20 minutos, Edy se exhibía en defensa, dejaba a Maccabi en 11 puntos en el tercer periodo y al Madrid encaminado hacia el triunfo antes del último cuarto (49-57).

Final de infarto

Sin embargo, no podía cerrarse antes de tiempo el 60º Maccabi - Real Madrid. En menos de dos minutos, Cohen se transformaba en Wilbekin y, con dos triples, metía de nuevo a su equipo en el partido. 58-59 y por delante más de 7 minutos que se preveían de infarto.

Con el Menora Mivtachim Arena ejerciendo de sexto hombre para los locales, el Madrid tiraba de su gen ganador, ese que le ha llevado a hacer historia en el baloncesto moderno, para volver a poner tierra de por medio. Llull continuaba lo que Campazzo había empezado y el Madrid tenía 8 puntos de ventaja a falta de cinco minutos para el final.

Pero como la goma viene y va, en el momento más crítico del partido Acy acertaba con un triple desde la esquina y ponía a Maccabi a las puertas de la igualada en el clutch time. El equipo blanco necesitaba recomponerse y para ello entró Campazzo. Y el Facu, que no había decidido bien en los momentos decisivos de las últimas derrotas, se echaba el equipo a la espalda para dejar al Madrid al borde del triunfo a falta de un minuto.

Sin embargo, la historia no estaba aún escrita. Una pérdida del base argentino, por culpa de una falta clamorosa, era el preludio de un triple de infarto que hacía creer en la remontada a toda la hinchada local. El partido estaba en una canasta y la ruleta de los tiros libres entraba en acción. Campazzo, primero y Thompkins, después anotaron desde la línea de personal y el choque acabó tiñéndose merecidamente de blanco.

El Madrid vuelve a la senda del triunfo en la Euroliga a costa de su principal archirrival europeo y tras una victoria en un feudo que era inexpugnable. La mejor versión del equipo blanco apareció el mismo día que el Madrid tenía disponible a todos sus efectivos.

Maccabi FOX Tel-Aviv 77-81 Real Madrid

Maccabi FOX Tel-Aviv: Wilbekin (21), Bryant (5), Caloiaro (2), Acy (9), Hunter (8) – quinteto inicial – Reynolds (4), Cohen S. (0), Advija (7), Jackson (2), Dorsey (9), Cohen J. (8), Stoudemire (2).

Entrenador: Ioannis Sfairopoulos.

Real Madrid: Campazzo (11), Causeur (12), Deck (4), Randolph (19), Tavares (11) - quinteto inicial - Rudy (0), Laprovittola (-), Carroll (-), Llull (5), Mickey (2), Thompkins (12), Taylor (5).

Entrenador: Pablo Laso.

Parciales: 19-21| 17-13| 11-21| 28-24

Árbitros: Lamonica, Rocha, Nikolic.

Incidencias: Partido correspondiente a la Jornada 21 de la Euroliga, disputado en el Menora Mivtachim Arena, Tel Aviv (Israel). Se guardó un minuto de silencio en memoria de Kobe Bryant y Robert Archibald.