Felipe Reyes, capitán del Real Madrid de Baloncesto. Foto: Instagram (@felipereyesoficial)

Felipe Reyes, capitán del Real Madrid de Baloncesto. Foto: Instagram (@felipereyesoficial)

Baloncesto ACB

Felipe Reyes cumple 1.000 partidos como jugador del Real Madrid

El capitán del equipo blanco vuelve a escribir su nombre en la historia tras disputar el segundo choque de la eliminatoria ante el Valencia.

El Real Madrid se enfrentaba al Valencia Basket en las semifinales de la Liga ACB. No era un partido más para Felipe Reyes, ya que el capitán ha alcanzado la cifra de 1000 partidos oficiales con la elástica blanca. 590 en liga, 39 en Copa del Rey, 19 en Supercopa, 333 en Euroliga, 16 en Eurocup y 2 en Intercontinental. Una suma de partidos que crecerá, ya que tiene contrato para la próxima campaña. 

A pesar de que su temporada no ha sido muy brillante, sigue siendo el alma del equipo. Ha sido relegado a un rol secundario, pero siempre disponible y cumpliendo al pisar la pista. A sus 39 años sigue haciendo honor a su nombre y escribiendo su historia con letras de oro. "Nunca pensé que jugaría tantos partidos y que después de tanto tiempo estaría a buen nivel. Ni en sueños me veía consiguiendo todo lo que he conseguido", reconoció Felipe.

"Descentra un poco. No miro lo que viene después ni lo que he hecho antes. Me dedico a disfrutar el momento. Por eso sigo aquí con fuerzas y ganas de seguir aumentando esos números", confirmó el capitán del equipo blanco. Quizás la próxima temporada sea parte fundamental del aprendizaje de Garuba, que podría cumplir su sueño y subir con el primer equipo. 

Una temporada muy diferente

Pese a que ha seguido batiendo récords, el capitán del equipo blanco no ha disputado los minutos a los que estaba acostumbrado. A pesar de esa decisión, siempre ha aportado experiencia e intensidad en los momentos que lo ha necesitado el equipo. El alma de este equipo sigue escribiendo historia, y faltan muchos capítulos por escribir. 

[Más información: Pablo Laso: "Si tuviéramos euforia por ganar el primer partido seríamos gilipollas"]