El Real Madrid volvía a activar el chip de competición nacional, donde tendrían un nuevo derbi ante el Fuenlabrada, que llega con muchas necesidades y con la presión de estar en puestos de descenso. En un encuentro muy intenso, uno de los principales protagonistas iba a ser Pablo Laso, que descontento con la actuación de sus jugadores en el primer cuarto dejó imágenes muy curiosas, rompiendo un papel de las estadísticas y preguntando a sus jugados que si querían comprar palomitas. 

Noticias relacionadas

El gran objetivo de los blancos era cumplir la misión y seguir la estela del líder. El equipo merengue llega tras varias victorias muy sufridas y quería volver a convencer. "El Fuenlabrada es un equipo muy exigente, con buenos jugadores en el uno contra uno. Será un partido difícil que nos obligará a estar muy atentos desde el principio. Jugamos en casa y queremos hacer un buen partido para la afición", dijo Laso en declaraciones a los medios del club.

El Madrid, además, confirmó que Rudy Fernández y Klemen Prepelic no jugarán. "Tengo un poco parado a Rudy, que viene con una sobrecarga en el tendón y se le ha complicado un tema de isquios. Tiene que recuperar un poco y en principio no jugará. También cambiamos a Carroll por Prepelic. Veo al equipo bien recuperado del partido del Efes", finalizó Pablo Laso.

[Más información: Felipe Reyes iguala los 778 partidos de 'Chichi' Creus en ACB]