El Real Madrid se impuso con claridad a Monbus Obradoiro en el Fontes do Sar (73-86), en un partido que dejó una imagen curiosa a la par que polémica protagonizada por Moncho Fernández, entrenador del conjunto gallego, que en un tiempo muerto no dudó en lanzar un dardo al conjunto blanco con referencia a la actuación arbitral.

Noticias relacionadas

"Falta muy clara, no la protestes, estabas por allí", le dice Moncho a uno de sus pupilos durante uno de los descansos, una arenga que culminó con un " cuando te pongas la camiseta del Real Madrid no te la pitarán, no te preocupes", dijo con un tono jocoso.

Poco tuvo que ver la actuación arbitra en el duelo entre blancos y compostelanos. El Real Madrid no acusó sus numerosas bajas (Llull, Taylor, Ayón y Thompkins) y sumó una nueva victoria ante un equipo que apenas pudo aguantar quince minutos el ciclón blanco, víctima de sus errores en ataque y de la eficacia de su rival desde la línea de tres puntos.

Tavares coloca un tapón a su rival Lavandeira jr Agencia EFE

Moncho no quiso hablar de los árbitros

A pesar de la derrota, Moncho Fernández no quiso valorar la actuación de los árbitros porque "nunca" lo hace y sacó "muchas cosas" positivas del encuentro ya que "en el primer cuarto estuvimos bastante bien y en el tercero y el cuarto también. Pero ante el Real Madrid hay que hacerlo muy bien durante todo el partido para tener opciones". 

El técnico del Monbus Obradoiro, lamentó que su equipo no consiguiera aguantar "más tiempo" con el marcador apretado, y apuntó que el Real Madrid "rompió" el partido en el segundo cuarto cuando cogió una renta de 17 puntos.

"En el primer cuarto nos faltó un poco de acierto en los tiros de tres pero aun así el partido no discurrió mal del todo. Pero en el segundo el partido ya se rompió del todo cuando nos cogen esa ventaja de 17 puntos por errores defensivos y ofensivos nuestros", reconoció en rueda de prensa.