Este domingo el Real Madrid de Pablo Laso afrontaba una nueva jornada de la Liga ACB ante el Unicaja, con el WiZink Center como testigo. El conjunto madridista ha salido desde el principio con las ideas claras de dominar y de mantener la ventaja en el marcador, de la que uno de los grandes culpables es sin duda Walter Tavares.

Noticias relacionadas

El pívot del equipo blanco ha sido un muro en la línea defensiva, llegando a ser el hombre más destacado para que los hombres de Unicaja no consigan aproximarse a la canasta contraria. Además de ello, su aportación en forma de puntos no se ha hecho esperar, llegando a protagonizar un mate para enmarcar.

En la jugada de ataque de los de Pablo Laso, Sergio Llull se adentraba hasta el fondo de la zona para tratar de anotar, sin llegar a conseguirlo. No obstante, el rebote se lo iba a llevar el propio '23' blanco, quien iba a ver como Tavares se incorporaba a la jugada mientras aguantaba el balón en su poder. En cuanto lo vio claro, no dudó en pasársela, y el pívot se elevó a lo más alto, destrozando el aro con un mate espectacular.

De esta manera, los merengues han dejado claro desde el primer minuto sus intenciones de salir a por la victoria, sin defraudar a su afición. El buen nivel mostrado en partidos anteriores se está viendo corroborado en la jornada del domingo, ante un Unicaja que se ve asediado constantemente en su propia zona de la cancha.

Serios candidatos al título

Por tanto, el conjunto de PLaso mantiene así sus opciones intactas para hacerse con el trofeo al final del curso, con un Barcelona Lassa que también ha mostrado su candidatura y está dispuesto a no bajar la guardia. Así las cosas, la emoción está más que asegurada entre los dos pesos pesados de la Liga ACB.