Carlos Herrera, en una imagen de archivo.

Carlos Herrera, en una imagen de archivo.

Medios RADIO

El 'casting' de Carlos Herrera para elegir su sustituto en la hora de los ‘fósforos’: esta es la lista

El presentador de COPE sigue su plan de soltar lastre para poder liberarse completamente de las próximas mañanas de la emisora.

¿Te imaginas a Herrera saltando desde un helicóptero? En el nuevo anuncio en televisión de Herrera en Cope unos creativos publicitarios fantasean con la idea de que el comunicador rescate a una oyente y a su gato de una catástrofe natural. A continuación, el presentador vuelve a la zona del desastre a realizar más salvamentos en medio de los vítores de un público entregado.

Pese a que el propio Carlos Herrera (Cuevas del Almanzora, 62 años) descarta esta opción y pide centrar el spot en lo simple y básico: “contar las cosas como son”, esta pieza publicitaria se puede convertir en una metáfora del futuro más inmediato del popular comunicador. Una metáfora en la que se dedica a reclutar efectivos para su último desafío: buscar un sustituto en condiciones para la franja magazine de Herrera en Cope, que comienza a las diez de la mañana y que tiene entre sus espacios más populares a los 'fósforos'.

La hora de los 'fósforos' (que nace de la mala pronunciación de un oyente del término forofo) es el momento en el que los oyentes de Herrera dialogan con el comunicador, generando situaciones totalmente inverosímiles.

¿Qué usos extraños le das a las uñas?, ¿has aparecido en algún sitio indebido después de una copa de más?, ¿tu mascota sabe hacer cosas sorprendentes?, ¿has tenido un tórrido romance de verano?, son solo algunos de los temas que se han abordado en el arranque de temporada y que han generado una oleada de comentarios desternillantes que han hecho las delicias de los oyentes de Herrera.

El papel de Pilar García Muñiz

Hablar de los fósforos no es baladí. Hablamos de uno de los espacios más identificados con Herrera y la prueba de fuego para quien quiera sustituirle en el futuro. Como ya ha contado este periódico, el comunicador ha activado este curso su plan de retirada progresiva de las ondas con el fichaje de Pilar García Muñiz (Madrid, 45 años). La ex presentadora del telediario ha tomado las riendas de la franja informativa desde las seis de la mañana.

Esta temporada Herrera hará pareja con García Muñiz ya que el objetivo es que la ex de RTVE vaya cogiendo experiencia y pueda hacer sola en el futuro el primer tramo del programa. Por primera vez en su historia radiofónica, Herrera comparte micrófono, lo que es un claro ejemplo de su desvinculación progresiva de la emisora y del día a día de la información.

Carlos Herrera pasa el testigo a Pilar García Muñiz: las claves de su retirada gradual de Cope

Carlos Herrera pasa el testigo a Pilar García Muñiz: las claves de su retirada gradual de Cope

No obstante, falta una pieza para completar el puzzle del plan de Herrera. El tramo de magazine en el que todavía el comunicador no tiene un contrapeso (y un futuro sustituto) como ya lo tiene en la primera hora de la mañana con Pilar García Muñiz.

Una carrera que ha comenzado esta temporada con tres claros candidatos: Agustín Bravo, que sustituye a Herrera en verano, Goyo González, uno de los comunicadores con mayor complicidad con el andaluz; y María José Navarro, histórica del programa en la primera etapa de Herrera en Cope, en la década de los noventa.

Agustín Bravo y Goyo González

Agustín Bravo (Almaraz, 58 años) es el candidato de la casa y cuenta con el apoyo de parte del equipo directivo de la emisora. Es el sustituto de los veranos y recientemente se le ha presentado como uno de los rostros de Cope Andalucía, una plaza clave por ser la tierra de Carlos Herrera y desde donde emite gran parte de su programa.

Carlos Herrera y Agustín Bravo en una imagen de archivo.

Carlos Herrera y Agustín Bravo en una imagen de archivo.

Será el responsable de un nuevo concurso, El Tablero, que se emitirá de lunes a viernes a partir de las 12:20 horas. No obstante, el extremeño -que en los noventa gozó de gran popularidad televisiva-, no termina de contar con el apoyo de Herrera quien considera que no es la figura que pueda tomar su testigo en el futuro.

Goyo González (Madrid, 57 años) es amigo personal de Carlos Herrera y de su ex mujer Mariló Montero, con quienes suele retrasarse en redes sociales. Es uno de sus colaboradores más estrechos y es parte de la 'tropa' que aporta toques de humor y frescura a las mañanas de Cope. Es uno de los pilares del magazine de Herrera en Cope, pero no deja de ser un complemento del andaluz.

Goyo González, colaborador de Herrera en Cope.

Goyo González, colaborador de Herrera en Cope.

Se ha curtido en apariciones esporádicas en Telemadrid, pero este verano ha vuelto al primer plano tras presentar Huellas de Elefante, una de las grandes apuestas de la cadena autonómica y uno de los programas de mayor audiencia durante la época estival. Es un histórico de TVE colaborando con Jesús Hermida, Concha Galán y María Teresa Campos.

La opción de María José Navarro

María José Navarro (Albacete, 52 años) es la menos conocida de los tres candidatos aunque es una de las históricas de Cope, siempre desde una discreta pero fundamental segunda línea. Trabaja desde los 18 años en la emisora de los obispos y conoce a Herrera desde la primera etapa del comunicador en la emisora y antes de que se fuese a Onda Cero.

María José Navarro en una imagen de archivo.

María José Navarro en una imagen de archivo.

Es la más ‘periodista’ de los tres candidatos y tiene un amplio reconocimiento en el sector. Fue directora de los Servicios Informativos de COPE en Castilla-la Mancha y Murcia, también ocupó la dirección de varios programas a nivel nacional y trabajó codo con codo con figuras como Antonio Herrero o Luis Herrero. Su perfil es la mezcla perfecta entre información y magazine.

Encontrar a su sustituto en la franja de magazine es clave para entender el futuro más inmediato de Herrera en Cope, que pasa necesariamente por desligarse del día a día. No obstante, como se demostrará con el fichaje de Pilar García Muñiz, no hablamos de una retirada abrupta ya que es probable que Herrera nunca termine de divorciarse definitivamente de la emisora de los obispos.

Lo que sí es verdad es que ya desde esta temporada dejará de estar en el micro las siete horas habituales. A medida que su sucesora se consolide, ese adiós se hará más patente. De esta manera, cuando encuentre el complemento para la franja del magazine aparecerá probablemente de manera diaria pero esporádica y ya sin la presión de tener todo el programa en sus espaldas.

Es así como reforzará mucho más la parte de opinión para dar sus “homilías” que son las que más demandan sus fieles oyentes. Pero para ello su sucesor deberá ser un digno interlocutor de los fósforos, la verdadera prueba de fuego para cualquiera que quiera sustituir a Herrera.