Luis Enríquez, CEO de Vocento.

Luis Enríquez, CEO de Vocento.

Medios

Luis Enríquez seguirá como CEO de Vocento tras un cambio de última hora en los votos del consejo

Catalina Luca de Tena y Gonzalo Soto cambiaron en el último momento de bando y terminaron apoyando al consejero delegado de Vocento. 

Noticias relacionadas

Luis Enríquez seguirá como consejero delegado de Vocento. Aunque todo apuntaba a que sería destituido en el último consejo de administración, un cambio de última hora en los votos ha hecho que el denominado ‘bando rebelde’ se haya quedado sólo, y sin poder nombrar a Iñaki Arechabaleta como nuevo primer ejecutivo del editor de ABC. 

Ha sido Catalina Luca de Tena la que, pese a haber dado su visto bueno en un primer momento al adiós de Enríquez, la que ha dado marcha atrás. A la hora de la votación en el consejo extraordinario celebrado este miércoles, ha optado por votar a favor de la continuidad de Luis Enríquez. 

No ha sido la única. También el dominical Gonzalo Soto prometió una cosa en la comisión de nombramientos y retribuciones, pero a la hora de la verdad hizo la contraria. Así que con este cambio de última hora, Luis Enríquez ha logrado salvar un nuevo match ball al frente de su continuidad en Vocento. 

Todo un varapalo al ‘bando rebelde’ encabezado por Fernando de Yarza y Santiago Bergareche, que llevan meses intentando cesar al consejero delegado del grupo. De hecho, hasta hace tan sólo unos días contaban con llevar a buen puerto su propuesta de cambiar al CEO de la compañía y situar a Iñaki Arechabaleta al frente. 

No es la primera vez 

Enríquez hace valer así su gestión al frente de Vocento, en donde ha logrado que la compañía volviera a dar dividendos tras conseguir encauzar el beneficio del grupo. Además, la empresa ha entrado en un proceso de digitalización y diversificación. Una situación que contrasta radicalmente con la posición del año 2011. En aquel entonces, y a su llegada al grupo, todos los negocios perdían dinero. 

No es la primera vez los rebeldes tratan de cesar a Enríquez. Ya lo intentaron en noviembre del año pasado con Bergareche a la cabeza. La operación fracasó y tuvo que renunciar a la presidencia del grupo. Desde enero tiene el apoyo de Fernando de Yarza, presidente de Henneo y dueño del 3% de Vocento, quien pide más peso en la gestión.