Raúl Berdonés, fundador del grupo Secuoya y de TEN.

Raúl Berdonés, fundador del grupo Secuoya y de TEN.

Medios DATOS DE 2017

TEN negocia con varias 'majors' tras perder más de seis millones de euros

El grupo Secuoya busca un 'partner' de contenidos que le permita rentabilizar su cadena de TDT en abierto.  

El grupo Secuoya busca un proveedor de contenidos para TEN que le permita rentabilizar su cadena de TDT en abierto tras casi dos años en antena. Según ha podido confirmar EL ESPAÑOL, “están todas las opciones abiertas” y las negociaciones se suceden con varias majors internacionales con el objetivo de alcanzar un pacto que “que nos cuadre a las dos partes”. 

“Estamos hablando con todos, aunque sin prisas”, indican desde el grupo fundado por Raúl Berdonés, que incluye a Discovery, Fox, Sony y AMC, aunque estas mismas fuentes indican que algunas de estas propuestas están mucho más cerca de sus demandas. “Tenemos varias ofertas sobre la mesa”, apuntan. Aunque indican que todavía estamos lejos de alcanzar un acuerdo definitivo que permita avanzar hacia una integración.

Estas conversaciones se han acelerado después de que TEN -que está fuera del perímetro de Secuoya desde hace un año- perdiese más de seis millones de euros durante el ejercicio 2017, según ha podido confirmar este periódico. Unas cuentas que serán presentadas en las próximas semanas al Registro Mercantil y que han obligado al grupo a frenar sus planes de crecimiento propios y la expansión de su cadena de TDT en abierto.

TEN ha invertido más de 30 millones

De las televisiones que obtuvieron licencia de TDT en octubre de 2015, TEN ha sido una de las que más ha invertido en su nuevo proyecto. En su primera temporada, la cadena puso sobre la mesa unos 11 millones de euros y en su segunda temporada duplicó su apuesta hasta los 22 millones para realizar programas propios y publicitar la cadena, un montante que financiaron íntegramente sus socios, el fondo Alantra (ex N+1) y Raúl Berdonés.

No obstante, los resultados han estado lejos de las previsiones. Sólo en términos de audiencias, durante 2017 la televisión no ha superado el 0,4% de share y en este año solo marca un 0,3%, a la cola de la mayoría de las cadenas de TDT, incluso de las que comenzaron a emitir en abril de 2016 junto con la cadena del grupo Secuoya. Las previsiones estaban en el 2% de share cuando se estrenó y luego se rebajaron al 1%.

Comercialmente las cosas no han ido mejor. Durante 2017 se produjo una ralentización del mercado en general y Mediaset y Atresmedia consolidaron su posición de dominio con más del 95% de la publicidad de las televisiones en abierto. En total, las emisoras fuera de estos dos grandes grupos se quedaron con 117,4 millones, un crecimiento mucho menor que el esperado por TEN y que les ha llevado a perder más de seis millones de euros durante 2017.

Parrilla con menos costes

De esta manera, la elevada inversión inicial y el escaso rendimiento publicitario han obligado a Secuoya a paralizar su plan de expansión. En estos momentos la cadena ya no emite prácticamente ninguno de los programas que estrenaba hace un año: Cómete la vida, Soy Rosa, Vidas en orden y Viajeras con B dejaron de realizarse hace meses. De hecho, este último programa ha firmado una nueva temporada en DKiss y #0, a pesar de seguir siendo producido por Secuoya. “No cabe duda de que ahora tendrá más visibilidad", indican desde la compañía.

En el grupo reconocen a este diario que han rebajado considerablemente su inversión en programación y en marketing y que han elaborado para este año una parrilla más eficiente y con menos costes. A esto se ha sumado el recorte de algunos puestos de trabajo que han pasado a Secuoya. El objetivo es mantenerse -la cuota de audiencia prácticamente no se ha resentido- hasta cerrar un acuerdo con una major que les permita relanzar la cadena.

El objetivo es realizar un pacto en que la major estadounidense se hiciese cargo de los contenidos de la cadena de TDT y que diese un impulso a la señal que no ha superado el 0,4% de audiencia desde su lanzamiento de abril de 2016. Una operación que tendría que pasar por una verdadera revolución de TEN, dando un giro a su actual target e incluso cambiando su nombre.

Nuevo 'target' de TEN

Una de las propuestas que estuvo sobre la mesa hace algunos meses fue la posibilidad de poder convertir a TEN en un canal infantil de la mano de alguna major que tuviese los contenidos para aprovechar el mercado que actualmente comparten Boing y Disney, un proyecto que finalmente no ha cuajado.

Un posible acuerdo de este tipo sería una gran noticia para TEN, ya que el interminable catálogo de una major le permitiría tener que olvidarse de la parrilla y centrarse solo en la producción de contenidos para otras cadenas, que ha sido su histórica línea de negocio. Por su parte, la empresa extranjera podría hacer un canal a su medida e intentar atacar un target específico.

Condiciones de la licencia

Secuoya recibió una señal de TDT en definición estándar en el último concurso público del 16 de octubre de 2015. A través de su filial Central Broadcaster Media, S.L.U. fue uno de los seis favorecidos junto con Atresmedia, Mediaset, Trece, Kiss Media y Real Madrid TV. El acuerdo del Consejo de Ministros para realizar esta adjudicación incluía una cláusula que permitirá al dueño de la frecuencia la transmisión o el arrendamiento de la cadena después de dos años de su adjudicación, un plazo que se ha cumplido holgadamente.

La misma Ley Audiovisual indica que cualquier movimiento de este tipo “requerirá autorización previa de la autoridad audiovisual competente”, en este caso la Comisión Nacional del Mercado de la Competencia (CNMC). En cualquier caso, los anteriores precedentes no podrían hacer temer por la operación, en el caso de que se llegase a un acuerdo. Ten Media SL es propiedad del fondo Alantra (antiguo N+1) que posee el 55% del capital y de Raúl Berdonés que tiene el 32%.