A LOS LEONES: Ana Rodríguez (Lladró) y Torsten Rauch (Continental Automotive)

A LOS LEONES: Ana Rodríguez (Lladró) y Torsten Rauch (Continental Automotive)

Empresas A LOS LEONES

A LOS LEONES: Ana Rodríguez (Lladró) y Torsten Rauch (Continental Automotive)

Ana Rodríguez no evita el desplome de Lladró

Vuelven los problemas a Lladró. El fondo PHI Industrial -propietario del histórico fabricante de Porcelana desde 2017- ha confirmado a sus representantes sindicales que se deberá prorrogar del Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) -que está en marcha desde octubre de 2018- hasta más allá de marzo de 2020, cuando se supone que debería concluir. Esta medida afectaría a dos de las cuatro empresas del grupo: Porsa y en Arte y Porcelanas.

Ana Rodríguez, consejera delegada desde enero de 2017, ha logrado reducir las pérdidas tras la compra del grupo, pero sigue sin volver a balance positivo dos años después. Lladró SA, facturó 29,8 millones de euros en 2018, un 5,1% más que un año antes, mientras que sus pérdidas se situaron en 645.697 euros, frente a los 10,8 millones de 2017. Un año antes las pérdidas fueron de de 69,4 millones.

De esta manera, el anuncio de la prolongación de un ERTE, que afectará a unos 270 empleados, no es una buena señal y da pistas para comprender que la luz al final del túnel sigue lejos. Ana Rodríguez ha mejorado los ingresos, pero sigue sin encontrar el equilibrio y parece que solamente los trabajadores deben ajustarse el cinturón en el plan de contención de costes emprendido por Lladró

Continental deja en el aire 760 puestos de trabajo

Continental anunció la pasada semana una reestructuración global del negocio que se traducirá en la salida de más de 5.000 empleados en todo el mundo y que incluye la posible venta de parte de su negocio en España. En concreto, se deja en el aire el futuro de la planta de Rubí. Los sindicatos de la compañía -que en Cataluña fabrica componentes eléctricos- se reunieron el pasado miércoles con directivos de la central que les dejaron claro que la planta de Rubí no es estratégica y que el objetivo es venderla en un plazo de seis meses.

Un anuncio que deja en el aire los 760 puestos de trabajo del centro, una situación con la que tendrá que lidiar el equipo del director gerente Torsten Rauch. Una fábrica que afecta a muchos habitantes de la provincia y de localidades cercanas, lo que genera una doble responsabilidad para quienes deciden el futuro de la factoría.

La alemana Continental Automotive Spain la adquirió en 2008, igual que con anterioridad Siemens VDO Automotive la había comprado a Manesmann VDO. Ahora toca buscar un nuevo comprador y evitar el cierre. Un nuevo comprador que deberá buscar la reconversion de un negocio fuertemente afectado por la irrupción de los coches eléctricos.

Ahora en portada

Blog del Suscriptor
Escaparate de una tienda de Tous.

La Asociación de Joyeros defiende a Tous: "el relleno de joyas no implica que haya fraude"

Siguiente