Airbus contabilizó un beneficio neto de 2.186 millones de euros durante los nueve primeros meses del año, lo que supone un aumento del 50% en comparación con las ganancias de 1.453 millones de euros registrados en el mismo periodo de 2018, ha informado este miércoles el fabricante aeronáutico.

Noticias relacionadas

La compañía ha destacado que sus resultados de los nueve primeros meses se deben principalmente al rendimiento mostrado por su negocio de aviones comerciales, reflejando tanto la aceleración del A320neo como el progreso en el A350.

La cifra de negocio del grupo aeronáutico se situó en 46.168 millones de euros, un 14% más en comparación que en los nueve primeros meses de 2018, de los que 6.231 millones de euros correspondieron a su división de Defensa, un 1% más.

El resultado neto de explotación (Ebit) mejoró un 28% entre enero y septiembre, hasta los 3.431 millones de euros, mientras que el Ebit ajustado aumentó un 51% y se situó en 4.133 millones de euros.

En el tercer trimestre, el benefició de la compañía alcanzó los 989 millones de euros, un 3% más que en los mismos meses de 2018, a pesar de que la facturación fuera un 1% más baja, con un total de 15.302 millones de euros. El Ebit cayó un 14% en este periodo, hasta los 1.338 millones de euros, mientras que el Ebit ajustado fue de 1.604 millones de euros (+2%).

El volumen neto de pedidos de aviones comerciales de la firma entre enero y septiembre de este año se situó en 127 aeronaves, lo que supone un descenso del 50% con respecto a las 256 de un año antes.

"Estos resultados están impulsados principalmente por el rendimiento de los aviones comerciales, lo que refleja tanto la aceleración del A320neo como el progreso del A350", ha señalado el consejero delegado de Airbus, Guillaume Faury, así como que pretenden alcanzar en 2021 un volumen de entrega de la familia A320 de 63 unidades al mes.

Los ingresos de Airbus por aviones comerciales alcanzaron los 35.572 millones de euros, un 17% más, mientras que el Ebit se situó en los 3.405 millones de euros, lo que supone doblar la cifra de un año antes.

Por su parte, Airbus Helicopters logró unos ingresos de 3.712 millones de euros, un 1% menos, con un Ebit de 203 millones de euros (+13%). De su lado, Airbus Defence and Space (DS) alcanzó unos ingresos 7.706 millones de euros, un 9% más, con un Ebit de 83 millones de euros, un 83% menos.

Para el total del año 2019, la compañía espera que la economía mundial y el tráfico aéreo crezcan y que no se produzcan perturbaciones importantes. Por ello, prevé que a final de año se hayan entregado 860 aviones comerciales, así como un incremento del 15% en su Ebit ajustado y un flujo libre de caja cercano a los 3.000 millones de euros.