Telefónica ha puesto sobre la mesa un nuevo Plan de Suspensión Individual de Empleo (PSI) como el que se aprobó en 2015 y que se saldó con la salida definitiva de 6.500 empleados. En este caso, el plan apunta a unos 5.000 trabajadores que en 2020 tendrán más de 53 años, los que en principio recibirán el 68% de su sueldo. Actualmente, La plantilla de Telefónica España supera los 21.000 empleados

Noticias relacionadas

Estas salidas están sobre la mesa en medio del paquete de medidas que prepara Telefónica para relanzar el precio de su acción y recuperar la confianza de los inversores. En este plan se podría incluir la venta de activos en Perú y Ecuador o la compra de autocartera.

Como ya adelantó este periódico, en este nuevo PSI la pirámide de edad arroja unos 5.000 trabajadores nacidos entre los años 1966, 1967 y 1968. El plan de bajas incentivadas aprobado en 2016, se planteó para los menores de 53 años y con quince años de antigüedad en la empresa, una fórmula que se repetirá en esta oportunidad

Los empleados que optaron por dejar la empresa –a la que pueden volver si lo solicitan- recibieron un 68% del salario bruto hasta su jubilación, manteniendo algunos de los beneficios sociales, la antigüedad y recibiendo el pago de la Seguridad Social por parte de la empresa. El plan busca reducir plantilla de la manera menos traumática posible.

Estas salidas afectarán al universo toda de la plantilla de Telefónica en España. Esto es Telefónica España SAU, donde se agrupa el grueso de los trabajadores de la compañía con 16.070 trabajadores al cierre de diciembre. A ellos habría que sumar otros 4.000 trabajadores de Telefónica Móviles y 1.000 de Telefónica Soluciones.

Negociación del convenio colectivo

Este plan se presenta en el marco de una nueva negociación del convenio colectivo que comenzó antes del verano y que ha retomado sus negociaciones a partir de este mes de septiembre. Las fuentes sindicales indican que en la reunión del próximo miércoles entre las partes se presentará formalmente el nuevo PSI. 

El nuevo convenio debe llegar a acuerdos en asuntos tan importantes como la movilidad geográfica, las clasificaciones profesionales, las cláusulas especiales, la conciliación, el teletrabajo, y los más importantes: las subidas salariales y la duración del convenio. En el caso de las subidas salariales se ha propuesto una mejora del 1,5% en los salarios.

Hasta ahora solo se han cerrado temas como la desconexión digital -una de las prioridades del presidente, José María Álvarez Pallete-, el registro de la jornada y la formación.