Renault puede enfrentarse a un importante problema próximamente. La organización de consumidores francesa (UFC-Que Choisir) ha denunciado al grupo automovilístico por un posible fallo en los motores 1.2 de sus coches que provoca un consumo excesivo de aceite. 

Noticias relacionadas

Esta noticia ha hecho saltar las alarmas y ha llevado a la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) a pedir explicaciones al grupo automovilístico fránces. 

Según informa la asociación, que hasta el momento ha recibido numerosas reclamaciones de conductores afectados, el fabricante automovilístico es consciente de la existencia este fallo. 

En España, según la organización, hay alrededor de 100.000 vehículos afectados de los modelos Captur, Clio 4, Kadjar, Kangoo 2, Megane 3, Scenic 3 y Grand Scenic 3; los Duster, Dokker y Lodgy de la marca Dacia; y los modelos Juke, Qashqai 2 y Pulsar de la marca Nissan.

De esta forma, la OCU le ha pedido que amplíe la información sobre las averías sufridas por estos modelos y sus efectos, además de las medidas que la empresa ha tomado o piensa tomar al respecto. 

En función de la respuesta que este emita, la organización estudiará las diferentes vías en busca de una solución satisfactoria para todos los posibles afectados.