MásMóvil ha cerrado los últimos flecos de la refinanciación de su deuda anunciada a comienzos de abril. La operadora ha comunicado a la CNMV este miércoles una segunda ampliación de capital de 100 millones de euros que permitirá sustituir la suscripción de 200 millones de euros en acciones preferentes prevista inicialmente.

Noticias relacionadas

El 1 de abril, la operadora anunció un ambicioso plan de reestructuración de su deuda tras la compra del convertible en manos del fondo Providence, una operación valorada en 1.773 millones: la suma de los 883 millones para pagar el convertible y los 890 millones para refinanciar la deuda que al cierre de 2018 era de 770 millones.  

Inicialmente, la operación se pagaría con un préstamo de 1.450 millones de euros, la puesta en marcha una suscripción de 200 millones y una ampliación de capital de 120 millones que asumiría el fondo Providence. Con la ampliación cerrada, la operadora ha decidido no realizar la suscripción preferente y sustituirla por una nueva ampliación de 100 millones sumada a las plusvalías de 150 millones alcanzadas tras la venta de un millón de unidades inmobiliarias de fibra.

La ampliación de capital se ha hecho por un total de 100 millones, inicialmente  suscrita por dos bancos internacionales a través de la emisión de cinco millones de acciones nuevas al precio de emisión de 20 euros por acción.

Se evita la dilución de la acción

Según la operadora, con esta operación -mas las plusvalías de la venta de los hogares de fibra- se evita dilución de su acción, se elimina el potencial impacto negativo, se da certidumbre en cuanto al número final de acciones y se reducen las comisiones relativas a la transacción.

En primer lugar, la ampliación de capital reduce la emisión de nuevas acciones desde las 10-11 millones inicialmente esperadas por la potencial futura colocación acelerada de acciones que iba a reemplazar a las acciones preferentes, a tan solo los cinco millones de nuevas acciones emitidas el martes.

Desde el grupo indican que la colocación acelerada de acciones (ABO) que estaba prevista por 200 millones para reemplazar los 200 millones de acciones preferentes, "podría potencialmente haber causado algún impacto negativo sobre el precio de la acción".

El número final de acciones de MásMóvil es ahora 131,7 millones de acciones "y no se espera ningún evento relativo a la recompra del convertible de Providence que vaya a generar una potencial dilución adicional". En total, a través de todas estas transacciones, la compañía evita la emisión de 31,8 millones de acciones, cerca del 20% del capital de la compañía.