Carlos Tavares, presidente del Grupo PSA.

Carlos Tavares, presidente del Grupo PSA. Gonzalo Fuertes Reuters

Empresas

Tavares (PSA) ganó 7,6 millones en 2018, un 14% más que el año anterior

Al igual que el año pasado, la compensación recogió un bonus "excepcional" vinculado a la adquisición de Opel/Vauxhall.

Noticias relacionadas

El presidente de Grupo PSA, Carlos Tavares, registró un incremento del 14% en su retribución anual correspondiente al ejercicio 2018, con unos emolumentos totales de 7,63 millones de euros, en comparación con los 6,7 millones de euros que ganó en 2017.

Al igual que el año pasado, la compensación del máximo responsable de la compañía recogió un bonus "excepcional" vinculado a la adquisición de Opel/Vauxhall y a la puesta en marcha e implementación de su plan estratégico PACE!.

Por este concepto excepcional, Tavares se embolsó 1,25 millones de euros durante el año pasado, un 25% más en comparación con el millón que recibió en 2017 por este mismo motivo. Este bonus también se concedía al que fuera director financiero del grupo hasta el 31 de agosto de 2018, Jean-Baptiste Chasseloup de Chatillon, aunque tras su salida, el consejo de supervisión decidió limitar esta prima a Tavares.

El presidente de PSA cobró 1,5 millones de euros en concepto de sueldo fijo en 2018, mientras que su compensación variable anual fue de 2,48 millones de euros, a lo que se sumó el bonus excepcional de 1,25 millones de euros por la evolución de Opel y Vauxhall.

La retribución total de Carlos Tavares durante 2018 se completó con la concesión de 130.000 acciones de la compañía, valoradas en 2,4 millones de euros, por lo que el directivo ingresó en total 7,6 millones de euros por su trabajo en la corporación durante el año pasado.

Por su parte, Chasseloup de Chatillon, que abandonó la compañía el pasado verano, cobró una compensación total de 1,28 millones de euros, un 32% menos, mientras que el vicepresidente y responsable de Europa de la multinacional, Maxime Picat, cobró 2,76 millones de euros, un 19% más.

Además, el responsable de África y Oriente Medio, Jean-Christophe Quemard, ganó 1,65 millones de euros por su desempeño profesional el año pasado, un 10% más en comparación con los emolumentos que percibió en 2017.

El Grupo PSA contabilizó un beneficio neto de 3.295 millones de euros durante el pasado ejercicio, un 40,3% de crecimiento respecto a los 2.347 millones de euros ganados en 2017, mientras que sus ingresos crecieron un 18,9%, hasta 74.027 millones de euros.

Ampliar su presencia en China

Por otro lado, el Grupo PSA ha adquirido una participación mayoritaria de Longstar, un distribuidor de piezas de recambio con base en la provincia de Fujian, en China, con el objetivo de ampliar su presencia en el mercado de posventa chino, según ha informado en un comunicado.

Longstar cuenta con dos centros logísticos y 40 bases de distribución y pone a disposición de 4.000 talleres independientes más de 10.000 referencias de recambios procedentes de 18 proveedores internacionales.

El consorcio automovilístico francés ha subrayado que su estrategia multimarca de posventa busca responder a las necesidades de todos los clientes del mundo, independientemente de su poder adquisitivo y de la marca y la antigüedad de su vehículo, mediante una amplia oferta de piezas y la red de reparación Euro Repar Car Service.

La gama Eurorepar dispone en China de 17 familias de productos que cubre un 55% de las necesidades de los talleres independientes, además de 480 talleres. Con una previsión de 4.000 talleres para 2023, el país asiático contribuirá al despliegue, a escala mundial, de una red que contará con 10.000 talleres en esa fecha en todo el mundo, según ha detallado el consorcio francés.

El director de PSA Aftermarket, Christophe Musy, ha destacado que China será, "muy pronto", el primer mercado de posventa del mundo. "Tenemos objetivos muy elevados y, por este motivo, establecemos, desde ya, posiciones fuertes y con una amplia cobertura geográfica", ha apuntado.

El Grupo PSA se ha fijado como objetivo consolidar una posición fuerte en el mercado independiente de posventa en China mediante distribuidores propios (Jian Xin, UAP y Longstar), su 'joint venture' con DPCA y acuerdos comerciales con socios como YouErKuai en Guangzhou.