Empresas TELECOMUNICACIONES

Portabilidad febrero: MásMóvil es la única de las cuatro grandes que gana líneas

Movistar mejora sus datos de enero y pierde un tercio de las portabilidades móviles de Vodafone y una cuarta parte que las Orange.

Los principales directivos de las operadoras españolas de telecomunicaciones han manifestado durante sus recientes comparecencias de resultados que lo más duro de la guerra comercial ha pasado, pero que la agresividad se mantiene en alto. Luego de las ofertas de verano, algunas telecos han reajustado precios como Movistar y MásMóvil y otras han mantenido promociones.

Y el resultado no ha sido diferente al del resto del año pasado. Los datos de febrero a los que ha tenido acceso EL ESPAÑOL y que deben ser confirmados por la CNMC, indican que en portabilidad móvil, MásMóvil ganó 35.800 líneas (el saldo de los clientes que se fueron y los que llegaron) para todas sus marcas, con un mayor crecimiento de Yoigo

En el caso de portabilidades fijas de internet, la operadora amarilla también ganó 20.000 líneas. La compañía sigue siendo la única de las cuatro que gana en los dos segmentos, aunque el crecimiento es bastante inferior que periodos anteriores. En el caso de móvil, MásMóvil ganó 80.500 líneas en febrero del año pasado y 47.700 en enero.

Digimobil vuelve a ser la sorpresa

Junto con MásMóvil, el otro gran ganador vuelve a ser el OMV Digimobil, que se embolsó 19.500 nuevas líneas de móvil. Hace un año ganaba 9.500 líneas y hace un mes 24.200. En el sector ya se empieza a hablar de la operadora étnica como una de las grandes sorpresas de este año y con niveles de crecimiento cercanos a los de MásMóvil.

En el caso de las grandes operadoras, la de mejor comportamiento en febrero fue Telefónica. Movistar perdió solo 11.900 líneas de móvil en este mes, recortando  las 15.100 líneas que se dejó en febrero de 2018 y las 45.500 que perdió en enero de este año. En fijo e internet, la operadora se dejó 31.000 líneas, mejorando caídas de meses anteriores.

En el caso de Vodafone, vuelve a perder líneas tras la estabilización de sus cifras en los dos últimos meses. Las cifras a las que ha accedido este diario indican que se dejó 32.700 líneas de móvil, menos que las 49.700 de febrero del año pasado, pero muy por encima de las 5.200 de hace un mes. En fijo e internet mejoró en 900 líneas, también por debajo de crecimientos de los últimos periodos. 

Movimiento en el bajo coste

Finalmente Orange perdió 40.300 líneas móviles en febrero, en la línea de los 44.400 que se dejaron en enero y de los 34.700 que perdieron en febrero de 2018. En portabilidades fijas se dejaron 4.000 altas.

Estos números vuelven a confirmar que la elevada competitividad del sector se ha trasladado al bajo coste, donde la línea móvil es el rey con grandes movimientos a todos los niveles. Un gran terremoto que no se traslada al fijo, donde hay paquetes convergentes y clientes de mayor valor.