La sede de ACS, en una imagen de archivo.

La sede de ACS, en una imagen de archivo. EFE

Empresas

ACS gestionará los sistemas de tráfico en varios túneles de Estocolmo

La administración de carreteras sueca Trafikverket y Sice, filial del grupo ACS,  firmaron el pasado tres de diciembre el contrato para la implementación de los sistemas de tráfico del denominado Bypass de Estocolmo: una circunvalación que incluye 55 kilómetros de túnel y con la que se pretende desviar el tráfico del centro urbano.

En los últimos años Estocolmo ha crecido a velocidad vertiginosa, lo que supone un reto importante para un núcleo urbano cuya infraestructura no puede quedarse atrás. La ciudad cuenta tan sólo con un eje principal de conexión norte-sur, que fue diseñado hace 50 años para un volumen de tráfico que en la actualidad se ha duplicado.

Esto se ha traducido en congestiones que se repiten a diario en hora punta y desgaste de una calzada sobreexplotada, que se traducen en importantes pérdidas socioeconómicas para la población local.

La solución propuesta por la autoridad sueca de carreteras (Trafikverket) es el Bypass de Estocolmo: una circunvalación de 21 kilómetros en cada sentido de circulación que rodeará la ciudad por el oeste, alejando así el tráfico del núcleo urbano.

Para salvar la dificultad añadida que supone que las aguas del mar Báltico y del emblemático lago Mälar rodeen la ciudad, Trafikverket decidió tras muchos años de estudio y planificación que la mayor parte de la circunvalación fuese un túnel de dos tubos y tres carriles por sentido, alcanzando aproximadamente los 55 kilómetros de recorrido subterráneo.

Esta obra está entre las más grandes que la administración sueca ha ejecutado, y su importancia es crucial para garantizar el crecimiento de la región más poblada del país.

El contrato de sistemas de tráfico adjudicado a Sice, filial de ACS en el país, es uno de los cinco lotes electromecánicos licitados por Trafikverket, e incluirá el diseño, suministro, instalación, pruebas, puesta en marcha y mantenimiento de los siguientes sistemas: paneles de mensaje variable, pórticos, detectores de tráfico, barreras de cierre de túnel, regulación de acceso a la autopista.

Durante la ejecución de la obra Sice se enfrentará a retos como la coordinación efectiva de los trabajos en un entorno internacional con múltiples contratistas que simultáneamente llevaran a cabo sus tareas en este túnel de nueva construcción, o la implementación de la metodología BIM (Building Information Modelling) elegida por Trafikverket para la gestión del proyecto.