Un supemercado Dia, en una imagen de archivo.

Un supemercado Dia, en una imagen de archivo.

Empresas DISTRIBUCIÓN

Moody's rebaja tres niveles la calificación de Dia dentro de bono basura

Dia sigue hundiéndose. La agencia de rating Moody's acaba de rebajar tres niveles la calificación de Dia dentro de bono basura, donde estaba situada desde el pasado mes de octubre. Así, Moody's ha rebajado su calificación hasta B2 desde Ba2.

"Nuestra baja en la calificación de D¡a y el cambio en las perspectivas reflejan la trayectoria de ganancias de la compañía y la liquidez debilitada", ha comentado Vincent Gusdorf, vicepresidente de Moody's, analista principal y analista de Dia.

Para este experto, "Dia aún tiene que refinanciar sus próximos vencimientos de deuda y enmendar sus convenios, que creemos podrían presionar su liquidez en los próximos meses, aunque reconocemos que Dia continúa negociando con sus bancos", ha añadido.

En este sentido, la acción de calificación de este jueves refleja la opinión de Moody's de que la calidad crediticia de Dia se ha deteriorado drásticamente, lo que refleja un conjunto de circunstancias que afectarán a sus ganancias y liquidez, por lo que las calificaciones de la compañía dirigida por Antonio Coto ya no se corresponden con una calificación de Ba2. 

"Las ganancias y flujos de efectivo de Dia se contraerán significativamente en los próximos 12 meses debido a la disminución de las cuotas de mercado en Iberia y los efectos adversos de la moneda", apunta Moody's.

Por eso, la liquidez de la cadena de supermercados podría verse sometida a una presión significativa "si no encuentra nuevas fuentes de financiamiento y restablece su pacto", insiste la agencia. El 30 de septiembre, la compañía tenía efectivo por valor de 22 millones de euros, comparado con la deuda a corto plazo de 757 millones.

Las ganancias seguirán cayendo

"La liquidez se ha agotado rápidamente en las últimas semanas debido a una advertencia de ganancias y la revelación de errores contables", asume Moody's. Desde su profit warning lanzado en octubre, la situación no ha mejorado. La agencia prevé que las ganancias continuarán cayendo en 2019, aunque a un ritmo más lento, porque Dia se enfrenta a vientos en contra en todos sus mercados, "que no serán compensados completamente por medidas de reducción de costos", insiste la agencia.

Para la agencia, aunque Dia está negociando nuevas fuentes de financiación con sus bancos, el resultado de este proceso "sigue siendo incierto" en esta etapa.

Así, la calificación B2 actual asume que Dia no intentará reestructurar su deuda ni emprenderá ninguna acción que la agencia de calificación califique como un intercambio en dificultades.

Además, la agenci estima que el índice de deuda bruta/Ebitda de Dia aumentará significativamente a casi 6 veces en 2019, en comparación con 3,7 veces en 2017, sobre una base ajustada por Moody's.