Imagen del V Foro Solar desarrollado por UNEF.

Imagen del V Foro Solar desarrollado por UNEF.

Empresas

“Venimos de una normativa desincentivadora que ha dificultado la captación”

El V Foro Solar de UNEF (Unión Española Fotovoltaica) reunió muchas de las grandes voces que están protagonizando el cambio energético hacia el autoconsumo

2019 se presenta como el año definitivo para la consolidación del sector fotovoltaico en España. Para alcanzar los objetivos europeos, en los próximos 12 años debemos duplicar el peso de las fuentes renovables, hasta abarcar un 35% del total de energía consumida. El apoyo de la nueva Administración a las aspiraciones europeas está contribuyendo a ensanchar el horizonte de la industria de autoconsumo en nuestro país, pero quienes realmente están liderando el cambio son las empresas del sector.

Según afirmó Ana López, responsable de proyectos C&I España de BayWa r.e. España S.L.U: “Venimos de una normativa desincentivadora con la que hemos sufrido una prensa terrible que ha dificultado enormemente la captación de unos clientes convencidos de que el autoconsumo no era legal”, y aseveró, “Nuestro país está en un momento propicio donde la fotovoltaica cuenta con ciertas ventajas como los altos precios de la energía o la cantidad de horas de sol. Ahora son los consumidores los que nos piden una solución inmediata”.

Juan Francisco González, responsable del Departamento Técnico y Proyectos de Aros Solar Technology, también remarcó la influencia de los marcos normativos: “Desde el nuevo Real Decreto hemos notado que se ha agilizado la actividad dentro del sector, pero aún estamos lejos de contar con las condiciones técnicas más favorables”. El mercado de la energía es competitivo y la reducción de costes deberá estar en la línea de trabajo de aquellas empresas que aspiren a ocupar posiciones dentro de él. En este sentido, ya están operando algunos cambios que se han traducido en una bajada de alrededor del 81% en el coste de los módulos fotovoltaicos desde finales del año 2009.

Los días 6 y 7 de noviembre tuvo lugar el V Foro Solar: La fotovoltaica hacia el liderazgo de la transición energética, organizado por UNEF (Unión Española Fotovoltaica). Durante la mesa redonda moderada por Arturo Criado, jefe de sección de Empresas y Medios del diario EL ESPAÑOL, cinco voces líderes del sector se encargaron de abordar las líneas estratégicas de las empresas de autoconsumo en el nuevo ecosistema energético. Según los análisis de la Agencia Internacional de la Energçia (AIE), 2017 se cerró como un año de éxito para la industria fotovoltaica. A nivel mundial, China encabezó el ranking de conversión acaparando más del 50% de la potencia total instalada. La siguieron de lejos EEUU, India y Japón cuyos resultados distaron muy poco los unos de los otros.

Ignacio Osorio, director General de Ampere Energy, afirmó que para lograr un despegue ordenado y eficaz del sector, las empresas fotovoltaicas de nuestro país deben combinar cuatro puntos indispensables: “Se trata de crear un ecosistema que aporte valor al mayor número de participantes posibles basado en cuatro puntos clave”. Estos pilares serán: La convivencia de autoconsumo solar y baterías, la integración del autoconsumo en el mercado eléctrico, la atención a la digitalización y al tratamiento de datos y el empoderamiento del consumidor.

Una especialización desde el ángulo del cliente

 Según Manel Romero, socio director de SUD Renovables, el sector debe crecer más allá de la mera instalación de placas solares y centrarse en las necesidades del cliente: “Las exigencias de un uso residencial de la energía no son las mismas que las de una explotación industrial”, y aseguró, “Es cierto que muchas veces tenemos que estar encima de la Administración para poder avanzar, pero hay que plantearse seriamente superar la instalación de placas solares convencionales”. Ignacio Osorio compartía esta perspectiva: “Va a haber una especialización desde el ángulo del cliente”, y añadía, “Empresas con una larga tradición ya están expresando su apetito por los grandes clientes industriales”. En la misma línea habló Ana López: “Tenemos por delante una ardua labor de formación del consumidor tanto industrial como residencial y debemos fomentar un cambio de mentalidad en base a la comunicación: Si tú tienes mucha cubierta y yo necesito potencia podemos cooperar”.

André Joffre, presidente y director General de TECSOL, incidió en la importancia de la digitalización de los productos y servicios, así como en esa transformación imprescindible en el concepto empresariales del crecimiento que proponía López: “Cuando nos planteamos un autoconsumo colectivo es más fácil reunir las garantías necesarias para obtener financiación”, y explicó, “En los municipios, por ejemplo, se crean polígonos donde la gente no se habla, no trabaja conjuntamente, no se conoce. Debemos entender que dentro de este tipo de proyectos es muy beneficioso compartir algo como la energía solar”.

Hemos luchado y hemos sufrido: Estamos preparados

Juan Francisco González transmitió la intención de la industria española por ocupar un papel protagonista en la transformación energética: “Hemos luchado y nos hemos especializado porque hemos sufrido”, y matizó, “Debemos ser inteligentes y no comernos entre nosotros, ya hemos apartado a la maraña que llegó en 2008 a hacer negocios para luego desaparecer, estamos preparados para seguir”.

Las cifras denotan que hay mercados más consolidados que otros, lo que incorpora una desigualdad de partida, pero también una oportunidad para el sector. Llegar a los mercados emergentes puede convertirse en un incentivo para las empresas fotovoltaicas que observan cómo estos demandan una descarbonización urgente de su territorio, así como una progresiva electrificación de su industria. En definitiva, existen nuevos espacios donde se apuesta por energías alternativas con las que operar tanto en el ecosistema industrial, como en el residencial. Abordar estos espacios y consolidar su presencia en ellos será uno de los principales retos de las empresas españolas de autoconsumo.

La clausura de las jornadas corrió a cargo de María Fernández, vicepresidenta de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) y José Donoso, director general de UNEF, quien afirmó que se está abriendo una nueva era para la industria fotovoltaica, un sector donde las empresas españolas se han convertido en un referente mundial. Donoso será una de las voces que participarán el próximo 23 de noviembre en el Debate: Nuevos avances y liderazgo de la industria fotovoltaica española, organizado por EL ESPAÑOL.