Un supermercado Mi Alcampo, el antiguo Simply.

Un supermercado Mi Alcampo, el antiguo Simply.

Empresas DISTRIBUCIÓN

Mercadona y Alcampo son las cadenas más baratas, según la OCU

Elegir un supermercado u otro para llenar la cesta de la compra puede suponer un ahorro en el bolsillo de 947 euros anuales, frente al gasto medio de 4.986 euros. Y la diferencia entre las cadenas es abismal. Así se desprende del estudio de supermercados de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), con 28 años de experiencia en este trabajo.

Según las conclusiones del informe, si nos centramos en la radiografía a nivel nacional son Mercadona y Alcampo las cadenas más baratas para hacer la compra. La presencia de la valenciana es mayor, por lo que se convierte en la opción más económica en 26 ciudades frente a las 19 en las que lidera la francesa. Frente a ellos, el estudio de la OCU sitúa a Ulabox.com, El  Corte Inglés y Supercor, como las cadenas más caras.

"Aunque los hipermercados siguen siendo el formato comercial donde más barato resulta hacer la compra, los formatos de descuento han mejorado mucho y se sitúan ya a poca distancia y por delante de los supermercados", apunta la OCU.

Poniendo el foco en supermercados regionales, Supermercados Dani vuelve a liderar la clasificación como el más barato, con presencia sobre todo en Granada pero también en Almería, Jaén y Málaga. Al otro lado, el supermercado Sánchez Romero, que vuelve a ser el supermercado más caro de España.

Dime dónde vives y tu ahorro será...

No obstante, donde más barato sale hacer la compra es en Puertollano, Jerez de la Frontera y Ciudad Real. Getxo, Palma de Mallorca y Barcelona se sitúan como las ciudades más caras. Un extremo que depende de qué supermercados tienen presencia en cada localidad.

En este sentido, Madrid es la ciudad en la que más se puede llegar a ahorrar, ya que la oferta comercial es altísima y tienen presencia casi todas las cadenas analizadas. Le siguen Alcobendas y San Sebastián de los Reyes.

Los precios analizados por la OCU, basados en una cesta de 242 productos, han subido un 1,9% -en línea con el IPC, situado en el 2%- excepto Supersol, la única que ha bajado los precios entre las cadenas de más implantación.