A LOS LEONES: Mariangela Marseglia (Amazon) y Michael O'Leary (Ryanair)

A LOS LEONES: Mariangela Marseglia (Amazon) y Michael O'Leary (Ryanair)

Empresas A LOS LEONES

A LOS LEONES: Mariangela Marseglia (Amazon) y Michael O'Leary (Ryanair)

Después de dinamitar la huelga de sus trabajadores, Mariangela Marseglia tiene en su mano la ansiada paz en Amazon España

Amazon y huelgas. Un binomio fatídico para la compañía que ha alimentado en las últimas semanas la rueda informativa en las principales cabeceras nacionales. 

La semana pasada, coincidiendo con su 'fiesta de descuentos' Prime Day, los trabajadores del centro logístico de San Fernando de Henares convocaron paros de 72 horas para reivindicar unas condiciones laborales dignas. Aunque Mariangela Marseglia se puso al frente de la multinacional en España hace casi dos meses con buenas intenciones, el resultado ha sido el mismo: un caos.

Mientras el fundador y CEO de Amazon, Jeff Bezos, se convertía esta semana en el hombre más rico del mundo, a unos cuantos miles de kilómetros se volvía a poner en duda las prácticas que tiene su empresa con los trabajadores. Los mismos trabajadores que la semana pasada se plantaron ante las puertas de la enorme nave que preside el parque empresarial de la ciudad madrileña y que vieron cómo la cúpula directiva maniobraba, de forma un tanto sucia, para frenar su intención de dinamitar el Prime Day.

Un 80% de los trabajadores fijos de San Fernando secundaron la huelga; la compañía reaccionó contratando a más de 500 trabajadores a través de una empresa de trabajo temporal y justificándolas como necesidad por un elevado volumen de trabajo. El resultado fue que, pese a los paros, no se retrasó la entrega de los pedidos realizados en los días de promoción. 

Tres días de huelga, con cargas policiales incluidas, en que las manifestaciones no cesaron y los directivos no se movieron de su asiento. Pero tampoco se perdieron detalle de lo que ocurrió ahí fuera: Amazon contrató a una persona para fotografiar y filmar las 72 horas de huelga, quien sabe si para venderlo más tarde en su plataforma.

La huelga finalizó sin más incidentes, pero con el firme propósito por parte de los trabajadores de convocar nuevos paros. La pelota está en el techo de Mariangela Marseglia. En su talante y en su mano izquierda puede encontrar la llave del tesoro más preciado: la paz en las filas de Amazon España.

Ryanair y Michael O'Leary chafan a 75.000 pasajeros en pleno verano

Ryanair ha cancelado 400 vuelos en España, uno de sus mejores mercados, lo que le supondrá afectar a 75.000 clientes por su notable incapacidad para llegar a acuerdos con sus tripulantes de cabina, un colectivo en guerra y que no está dispuesto a aceptar el tipo de prácticas de las que hemos hablado en EL ESPAÑOL.

Para colmo, hay guerra con los servicios mínimos. "Son abusivos, ya que si la empresa no hubiera cancelado con anterioridad algunos vuelos, como los insulares, no se habría visto forzada a hacerlo, puesto que los porcentajes impiden, en la práctica, que se cancelen”, declaraba el pasado viernes Ernesto Iglesias, responsable de Vuelo de USO Sector Aéreo.

Fomento trasladaba antes del fin de semana a los sindicatos convocantes y a la compañía irlandesa, así como a las agencias de contratación Crewlink y Workforce, una resolución que determinaba servicios mínimos del 100% para los vuelos con origen o destino Canarias y Baleares; del 35%, para vuelos peninsulares con tiempo de desplazamiento en transporte público inferior a 5 horas; y del 59%, para vuelos peninsulares de trayecto superior a 5 horas y vuelos internacionales.

El sindicato USO denunció entonces que Ryanair reasignó a todos los tripulantes de cabina que estaban programados en esos vuelos ya cancelados, o que disfrutaban de días libres, poniéndolos de guardia en el aeropuerto los días 25 y 26 de julio, “algo que, según la normativa aeronáutica, la empresa no puede hacer, ya que las bases no cuentan con las instalaciones para ello, y lo vamos a poner en conocimiento de Inspección de Trabajo y de la Autoridad Aeronáutica”, explicaba Iglesias.

Ahora en portada

Blog del Suscriptor
vigilante-seguridad-ombuds

Ombuds sin acuerdo en el SIMA: la empresa de seguridad reitera que no puede pagar las nóminas

Siguiente