Fachada de una oficina de Morgan Stanley.

Fachada de una oficina de Morgan Stanley.

Empresas INVERSIÓN

Morgan Stanley se pone al día con Hacienda

La matriz de la banca de inversión en España logró un beneficio de 3,3 millones en 2017.

Morgan Stanley se ha puesto al corriente con Hacienda. Así lo explica el banco de inversión en su memoria anual en donde señala que ha firmado con la Agencia Tributaria un acta de conformidad tras la revisión del Impuesto de Sociedades de 2012, 2013 y 2014; así como del IRPF de los ejercicios de 2013 y 2014.

Una inspección que daba comienzo el pasado 25 de mayo de 2016 a través de una comunicación enviada a la compañía, y que llegaba a su fin el 22 de junio de 2017 con la aceptación de la propuesta de Hacienda. ¿El resultado? “Una mayor cuota del impuesto sobre sociedades en 12 mil euros” y que Morgan Stanley la ha registrado como “mayor importe de gasto estimado” para el ejercicio 2017.

Con estos ajustes, y según se puede leer en su memoria, el banco (a través de su matriz) ha abonado al erario público cerca de 7,7 millones de euros en concepto de Impuesto de Sociedades. Eso sí, advierte de que sus impuestos están abiertos a inspección y que, en caso de que hubiera una, “podría dar lugar a pasivos fiscales de carácter contingente”.

El banco de inversión tuvo el año pasado un beneficio en su matriz en España de 3,3 millones de euros. Sin embargo, si nos acogemos a la sociedad principal con la que opera en nuestro país, Morgan Stanley Sociedad de Valores, obtuvo un resultado de cerca de 23 millones de euros, cifra superior a los 19 millones de euros del año anterior.

Una cifra que responde, según explica Morgan Stanley, a una mejora del “crecimiento global de la economía en 2017, un año en el que la volatilidad de la renta fija y variable fue muy baja creando confianza en el sector”.

Cataluña

Destaca en las cuentas de su matriz española, Morgan Stanley Spanish Holdings, la mención que hace a la situación del mercado nacional; que viene impactado por Cataluña. Según destaca, el selectivo Ibex 35 tuvo en 2017 “su mejor comportamiento desde 2013 a pesar del conflicto político” catalán. Un alza del 7,4% que, en cualquier caso, fue inferior al 12,5% del DAX o del 9,2% del CAC 40 de París que sumó un 9,2%.

También se habla de Cataluña en la memoria de resultados al hacer mención a la evolución de la renta fija en 2017. Caracterizada por niveles bajos de volatilidad, el interés del bono a 10 años (a nivel global) cerraba en el 2,40%, lo que supone cinco puntos menos que el año anterior.

En cuanto al mercado español, dice el informe, “destaca el coste de la deuda española a 10 años que ha estado en niveles del 1,57% a pesar de la incertidumbre política causada por el referéndum de independencia y las subsecuentes elecciones en Cataluña”.