Juan Carlos Monedero y Pablo Iglesias en una imagen de archivo.

Juan Carlos Monedero y Pablo Iglesias en una imagen de archivo.

Empresas

Cabify declara la guerra a Podemos por acusarla de no pagar impuestos en España

Cabify ha decidido pasar a la ofensiva contra aquellos que la acusan de no pagar impuestos en España. La empresa de movilidad ha dado el primer paso con una demanda contra Podemos y algunos de sus dirigentes por lo que considera un "atentado contra su honor". 

En concreto, la compañía carga contra Podemos, pero también contra la portavoz parlamentaria, Irene Montero, el responsable de sociedad civil, Rafa Mayoral o Juan Carlos Monedero, entre otros. A todos ellos les acusa de mentir cuando -a través de tuits o artículos de prensa- señalan que Cabify no tributa en España, hablan de las condiciones laborales de sus trabajadores o les acusan de prácticas anticompetitivas. 

Según explica en un comunicado Cabify, el próximo lunes hay prevista una vista de conciliación a la que el partido morado ya ha dicho que no asistirá. Por tanto, Cabify ya avisa que "intepondrá acciones judiciales". 

Una decisión que, según la empresa, se adopta tras distintos intentos de acercamiento por su parte hacia Podemos para "explicarles nuestro modelo de negocio y su actividad". Sin embargo, reza el comunicado, "Podemos no mostró interés alguno en conocer la realidad ni en rectificar las falsedades manifestadas públicamente sobre nosotros". 

La respuesta de la formación morada ha llegado desde las cuentas de redes sociales de algunos de sus dirigentes. En el caso de Pablo Iglesias, el secretario general, recuerda a Cabify que "existen derechos civiles, sociales y obligaciones tributarias... Bienvenidos al Estado de Derecho". 

También Rafa Mayoral ha reaccionado a la denuncia -adelantada por eldiario.es- en la que él, por cierto, también está implicado. Y lo ha hecho para asegurar que seguirá manteniendo la misma línea que ha llevado hasta el momento.