Abanca gana 155 millones hasta marzo, un 1,5% más

Abanca gana 155 millones hasta marzo, un 1,5% más

Empresas

Abanca gana 155 millones hasta marzo y avanza un 13,4% el margen recurrente

Alcanza una ratio de capital del 15,6%, con una holgura de 2.015 millones sobre los requerimientos.

Abanca, la entidad financiera presidida por Juan Carlos Escotet, obtuvo en el primer trimestre de 2018 un resultado neto de 155,3 millones de euros, un 1,5% más que en el mismo periodo del ejercicio anterior. Este resultado se ha apoyado en un importante incremento del margen recurrente, que aumenta un 13,4% y gana peso en la cuenta de resultados.

La actividad del banco en los tres primeros meses del año se tradujo, además, en nuevos avances en aspectos esenciales para la evolución de la entidad. Entre ellos destacan la mejora de la calidad de la cartera, con una tasa de morosidad que se sitúa en el 4,6%, el refuerzo de la solvencia, con una ratio de capital del 15,6% y una holgura de 2.015 millones sobre los requerimientos, y el incremento de la actividad comercial, con un crecimiento de la producción de crédito por encima del sector y un buen comportamiento de la comercialización de productos de valor.

Digitalización

En los primeros tres meses del año la entidad continuó profundizando en su proceso de digitalización. Abanca es líder en el uso de banca móvil con un índice de uso del 59%, nivel que supone 18 puntos porcentuales por encima de la media del sector. En este primer trimestre, ha destacado la incorporación de la gestión de seguros a su APP de banca móvil, un avance pionero en el sector.

El margen de intereses creció un 14,9% gracias a la mejora continua del margen comercial. Esta mejora se basa fundamentalmente en la actividad con clientes minoristas, que componen el centro del negocio de la entidad.

Los ingresos por prestación de servicios aumentaron un 9,1%. Este incremento procede del crecimiento de la comercialización de fondos de inversión, planes de pensiones y seguros de ahorro y generales, cuyo aporte aumentó un 22,3%, así como del buen comportamiento de los servicios bancarios, que generaron un 10,5% más de ingresos.

Gracias a una gestión diferencial del negocio, la entidad se sitúa a la cabeza del sector en España en crecimiento de los ingresos recurrentes, con una mejora en el margen básico del 13,4% respecto al mismo periodo de 2017.