Imagen de una turbina eólica de Siemens Gamesa.

Imagen de una turbina eólica de Siemens Gamesa. Reuters

Empresas Energía eólica

Siemens Gamesa calma al mercado con su plan aunque no deje rastro en Bolsa

  • Los analistas valoran positivamente una hoja de ruta del fabricante de aerogeneradores que consideran dirigida a contentar al inversor.
  •  

Noticias relacionadas

El viento vuelve a mover los molinos de Siemens Gamesa. Al menos en Bolsa. El fabricante de aerogeneradores prevé unos ahorros de 2.000 millones de euros en los próximos dos años, y un aumento de las sinergias derivadas de la fusión hasta los 400 millones de euros. 

Los analistas han recibido con satisfacción el nuevo plan estratégico para 2018-2020 de la compañía. Consideran que persigue ante todo calmar a sus inversores después de unos meses de agitación y volatilidad.

“En general, creo que el plan ha gustado al mercado porque es ambicioso pero creíble y, por una vez, después de muchos cambios en la cúpula, parece que tienen la mirada puesta hacia un mismo rumbo”, señala a EL ESPAÑOL Felipe López, analista de Selfbank. “El mercado ha interpretado que tienen claro hacia donde quieren llevar la empresa en un escenario en que el sector renovable está cambiando debido a una mayor competencia”.

La acción de Siemens Gamesa se disparó más de un 3% cuando comunicó sus metas para 2020, aunque luego recortó el avance hasta un 1,5% y acabó la sesión plana. Sus títulos se situaron este jueves en 12,47 euros, un 0,03% más que en la sesión anterior.

Aun así, no está siendo mala semana para el fabricante de aerogeneradores que dirige Markus Tacke. En la sesión del miércoles logró rascar otro 4,6% a un mercado satisfecho con el anuncio de un contrato de suministro para el mayor parque eólico marino del mundo, el Hornsea Project Two, que desarrolla la danesa Orsted en aguas inglesas.

Cartera sólida y diversificación

Durante la presentación del plan, Tacke defendió, una vez más, las virtudes de la fusión entre la alemana y la española. “Aporta escala, diversificación de negocio y geográfica, liderazgo tecnológico y potencial en sinergias”, señaló el ejecutivo. De hecho, la “solidez” de esta fusión ha llevado a que la compañía presente en su plan 2018-2020 una nueva cifra para las sinergias esperadas: 400 millones de euros, casi el doble de lo estimado.

“Si no pensaran que se puede conseguir, no lo habrían elevado. Prácticamente lo duplican y, además, afirman que se va a producir más rápido de lo que se pensaba”, opinan desde Selfbank.

Los ejecutivos de Siemens Gamesa destacaron en la presentación del plan lo confiados que se sentían con su cartera de pedidos, “un indicador de la salud de la empresa”, como indicó su director financiero, Miguel Ángel López.

Para este año fiscal 2018, la empresa prevé alcanzar ingresos de entre 9.000 y 9.600 millones. “El 90% de las ventas que tenemos que alcanzar en este ejercicio ya los tenemos en cartera, son pedidos firmes que vamos a alcanzar este año”, aseguró el director financiero de Siemens Gamesa manifestando su tranquilidad respecto al cumplimiento de este objetivo. A partir de 2019, prevén lograr “un crecimiento más rápido en ventas que el mercado” y cuentan ya con una cartera de 14.900 millones, siendo el grueso (9.600 millones) del segmento servicios. 

Este último contrato firmado con Orsted es positivo, según los analistas de Bankinter, ya que “reafirma su liderazgo en el segmento offshore, donde cuenta con una cuota de mercado del 70% en Europa”. El contrato representa alrededor de un 10% de la cartera de pedidos total del grupo al cierre de diciembre. Esta cartera está valorada en 21.300 millones, según la compañía.

Además, en el nuevo plan se ha atendido “a una de las preocupaciones de la antigua Gamesa”, recuerda López, analista de Selfbank. La compañía “tenía el negocio muy concentrado en unos pocos países y van a hacer un esfuerzo por diversificar las fuentes de ingreso a nivel geográfico para mejorar los números en los próximos años”, indica el experto.

En este sentido, Tacke destacó que como fusionada tienen “más presencia mundial que otros rivales” y van a sacar partido de la situación. “Estamos donde el cliente nos necesita y vemos potencial de crecimiento en países emergentes como los de América Latina”, agregó el CEO de Siemens Gamesa. Así, se trabajará para afianzar su posición en mercados americanos y asiáticos, con el objetivo de ser el número 1 en China, India, Tailandia, Filipinas, Marruecos, Egipto y México para 2020. 

La compañía ha definido 2018 como "año de transición" y ha asegurado que, después de un mal 2017, sus números volverán a negro a partir de 2018. Con la reestructuración finalizada para septiembre de este año, ¿estamos en el ejercicio que marcará la inflexión? "En este ejercicio todavía se verá el peso de los costes que implica la fusión, sobre todo los relacionados con los recortes de plantilla, que suelen tener un impacto negativo en el momento en que se producen, pero positivo en los años posteriores", señala el analista de Selfbank recordando que la compañía tiene previsto recortar 6.000 puestos de trabajo a nivel global.

El plan marca como objetivo alcanzar un margen de beneficio operativo (Ebit), excluyendo el coste de los PPA y de la integración, de entre un 8% y un 10%, por encima de la horquilla de entre un 7% y un 8% que tenía hasta ahora. Además, promete la generación de flujo de caja positivo cada año hasta que ejecute esta hoja de ruta. "Este año podría ser un punto de inflexión y la compañía podría empezar a recoger los frutos en sus cuentas a partir de 2019", agrega el experto.

Desempeño de la acción: la barrera de los 13 euros

La transición que está viviendo el mercado energético hacia las renovables ha causado cierta incertidumbre en el mercado en los últimos meses. Esta es una de las causas que ha afectado a la cotización de Siemens Gamesa entre otras empresas del sector, que desde los máximos alcanzados en junio de 2017 (20,37 euros), ha llegado a caer casi un 55%. “Para recuperar este precio necesita subir un 66%”, señala el analista colaborador de ActivTrades, David Pina.

La acción del fabricante de aerogeneradores recuperó la racha alcista en noviembre, señala el experto, pero se observa cierta resistencia a superar los 13 euros por acción, donde marcó el máximo más reciente. Aun así, desde principios de año, sus títulos han conseguido avanzar un 9%.

Los analistas estiman que, si la compañía mantiene este rumbo y sigue sumando buenos contratos, en cuanto el Ibex 35 se recupere de los vaivenes que le da la incertidumbre política por Cataluña y la situación de los mercados internacionales, Siemens Gamesa tiene potencial para llegar hasta los 15-17 euros.