Helena Revoredo junto a su hijo Christian Gut, a la derecha, en la salida a bolsa de Prosegur Cash.

Helena Revoredo junto a su hijo Christian Gut, a la derecha, en la salida a bolsa de Prosegur Cash.

Empresas PLUSVALÍAS DEL 30% EN AÑO Y MEDIO

Invesco vende el 50% que tenía en Prosegur y se lleva 37 millones

La gestora británica acumula plusvalías del 30% en el grupo de seguridad controlado por la familia Revoredo.

La gestora británica Invesco tenía prisas por hacer caja en Prosegur y ni siquiera esperaba a cobrar el dividendo que la empresa presidida por Helena Revoredo repartía el pasado 18 de enero.

No es que fuera un dineral (poco más de 160.000 euros), pero prefirió vender, tres días antes, los 5,53 millones de acciones que le otorgaban el derecho a percibir esta retribución, correspondiente al primer dividendo a cuenta del ejercicio 2017.

De esta manera, se embolsaba 37 millones de euros y reducía casi un 50% la presencia en el capital de multinacional española de seguridad. Lo hacía al desprenderse de 5,53 millones de acciones valoradas en 6,7 euros cada una.

La notable dilución en Prosegur de Invesco -una de las gestoras de inversiones independientes más importantes del mundo, con unos 850.000 millones de euros bajo gestión- tiene su razón de ser.

Progresión bursátil

En el año y medio que lleva en el capital del grupo de seguridad -desde que aflorara el 1% en agosto de 2016- la progresión bursátil de la empresa controlada por la familia Revoredo -aunque, de manera, contenida- no ha cesado. Entonces, cotizaba por debajo de los 5,5 euros y, ahora, parece enfilada a superar los 7 euros, gracias, entre otras cosas, a la llegada de contratos de peso.

Como esos 4 lotes adjudicados, a finales de diciembre, por Adif -el gestor público de infraestructuras ferroviarias-, para acometer los servicios de vigilancia y seguridad durante 2018 de las instalaciones ubicadas en la Comunidad de Madrid, Extremadura, Andalucía, Castilla-La Mancha, Comunidad Valenciana, Murcia, Aragón y Cataluña. Contratos que, casi con toda seguridad, serían prorrogados durante 2019 con una ligera rebaja del coste.

66 millones invertidos

Por aquel 1% de Prosegur aflorado en agosto de 2016 la gestora británica pagaba unos 34 millones de euros. Un año después, en agosto de 2017, compraba otro paquete de 6,22 millones de acciones, por los que desembolsaba otros 32 millones de euros. Y unos días después, el 30 de agosto del pasado año, decidía Invesco vender 817.385 acciones por 4,27 millones de euros. Desinversión que ampliaba este mes de enero, con esos 5,52 millones de acciones vendidas.

En definitiva, 66 millones invertidos en la multinacional de los Revoredo, de los que ya recuperado más de 45 millones. Unos 37 procedentes de la última venta y más de 7 millones recibidos en los 8 dividendos que, entre octubre de 2016 y enero de 2018, Prosegur repartía entre accionistas.

Tras estos movimientos, Invesco se ha quedado con un paquete de 6,07 millones de acciones, equivalente al 0,983% de Prosegur, que, al cierre de este lunes, con los títulos a 6,845 euros, tiene un valor de mercado de 41,54 millones de euros.

Fondos de Invesco en el paraíso fiscal de Bermudas

De vender estos títulos a los precios actuales, las plusvalías para los fondos de la gestora  -radicados en el paraíso fiscal de Bermudas, territorio británico de ultramar en América del Norte- estarían ligeramente por encima del 30%. La diferencia entre esos 66 millones invertidos y los 86 potencialmente reintegrables.

No obstante, todo apunta, según los analistas consultados por EL ESPAÑOL, que los tiros no irían por ahí. Que Invesco estaría lejos de la dilución total en Prosegur, y que esperaría a que el valor todavía rebotara un poco más, hasta, al menos superar ese umbral de los 7 euros de cotización.

La filial ya vale más que la matriz

Además de la mejora de la economía española, de la que Prosegur se beneficia especialmente, con un incremento generalizado de ventas, márgenes y generación de caja, la matriz también se ve impulsada por el comportamiento de Prosegur Cash, la filial que facilita servicios de logística y gestión de efectivo a instituciones financieras.

En los 10 meses transcurridos desde su salida a bolsa, el pasado 17 de marzo, Prosegur Cash se ha revalorizado un 42%, de manera que su capitalización ha crecido de los iniciales 3.000 millones a los actuales 4.260 millones, superando ya los 4.224 millones que vale la matriz en el mercado. Prosegur ostenta el 72,5% de esta filial, con un 51% de manera directa y el 21,5% restante a través de la sociedad Prosegur AM.