Una tienda Vodafone.

Una tienda Vodafone.

Empresas

Vodafone, pionera en el uso de inteligencia artificial en redes móviles

Los algoritmos elegirán cuál es la mejor 'celda' para asignar a cada usuario con la particularidad de que el terminal no tendrá que medir el nivel de señal que recibe de la red.

El Centro de Excelencia de Red de Vodafone, ubicado en España, ha desarrollado, conjuntamente con Ericsson y Huawei, algoritmos de Inteligencia Artificial (A.I.) que permitirán que la red móvil de Vodafone España elija automáticamente en cada momento "la mejor alternativa para que los usuarios disfruten de la mejor experiencia".

Según ha informado la compañía, con la inteligencia artificial los equipos de ingeniería verán facilitada la gestión de la complejidad de las redes. Esto permitirá reducir considerablemente el número de llamadas caídas, lo que incrementará la satisfacción de los clientes.

En este sentido, los algoritmos de aprendizaje automático contienen información de niveles de señal asociados a distintas frecuencias que permiten que los algoritmos aprendan qué combinaciones son las mejores para cada conexión. Con estos pilotos, Vodafone espera convertirse en pionera a nivel mundial en redes de radio con I.A. que permitirán evolucionar a una red predictiva que se anticipe a los problemas eliminándolos y optimizando la asignación de recursos.

De esta forma, estos algoritmos de inteligencia artificial elegirán cuál es la mejor celda para asignar a cada usuario con la particularidad de que el terminal no tendrá que medir el nivel de señal que recibe de la red. Esto, según la compañía, permite duplicar la rapidez y maximizar la eficiencia en el balance de carga de tráfico entre celdas próximas, el traspaso de llamadas de una celda a otra, y en la elección de las mejores frecuencias para el uso de agregación de frecuencias (“carrier agregation”, que permite incrementar la velocidad de descarga sumando las bandas de frecuencia).

Reducir el tiempo a la mitad

La red de Vodafone España gestiona miles de millones de traspasos entre celdas al año. En los pilotos actuales, la inteligencia artificial permite reducir a la mitad el tiempo en que se realizan los traspasos de llamadas o datos entre celdas y nodos.  De esta forma, los terminales están disponibles durante más tiempo para seguir descargando datos, lo que a su vez incrementa la velocidad de dichas descargas.

Además, estos algoritmos aprenden automáticamente y constantemente de acuerdo al procesamiento de los datos y al reconocimiento de patrones, siendo más precisos con cada conexión que realizan, y asignarán a cada usuario la mejor frecuencia en todo momento y lugar. 

De esta forma, Vodafone se adelanta al crecimiento exponencial de los datos en las redes móviles, uno de los grandes retos para los operadores de todo el mundo. Esta tecnología se aplicará a la red comercial de Vodafone España durante este año.