NH Hoteles.

NH Hoteles. Reuters

Empresas Sector hotelero

La hotelera NH 'pasa' de la propiedad y se lanza a alquilar inmuebles

La cadena hotelera espera cerrar 2017 con un ebitda de 230 millones, un 27% más que su anterior meta.

Noticias relacionadas

Viento en popa para NH Hotels. La cadena hotelera que dirige Ramón Aragonés presentó este jueves su plan de inversión para el bienio 2017-2019 y mostró al mercado el tono en el que está NH después de varios años embarcados en su plan de eficiencia. ¿El resultado? Han optimizado su porfolio reduciendo propiedad y apostando por el alquiler y la gestión; han dado un lavado de cara a parte de sus hoteles y han mejorado su gestión gracias a la inversión tecnológica.

2016 ya supuso un punto de inflexión en su trayectoria, con un beneficio neto de 30,8 millones que multiplicó por 33 las ganancias del año anterior. De cara al futuro,  el grupo prevé dejar atrás los años grises y llegar a los 100 millones en 2019.

La cadena hotelera se ha fijado una nueva meta de ebitda (resultado bruto de explotación) para este año: 230 millones. Supone un 27% más respecto al objetivo anterior. En el primer semestre, el ebitda llegó a 103 millones, un 41% más que en 2016, apoyado en la consolidación de su plan de eficiencia, señala NH en la presentación a inversores remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV. Para el próximo año, espera alcanzar los 260 millones. El ascenso continuaría en 2019 con 290 millones y un horizonte posterior de 300 millones. 

Según NH, la ejecución de su plan de eficiencia ha llevado a un aumento de un 7% en los ingresos en la primera mitad del año, hasta 764 millones, ampliando también el margen de beneficio. El esfuerzo de NH ha implicado, además, la reorganización geográfica de sus unidades de negocio, un reajuste administrativo y la apuesta por la transformación digital.

OPTIMIZACIÓN DE SU PORFOLIO

Entre principios de 2013 y agosto de este año, la hotelera apenas ha variado el número de habitaciones de las que dispone. Ha sumado 48, hasta las 58.901 que contabiliza hasta agosto. ¿Dónde está la clave? En la apuesta por una migración del modelo de negocio hacia la gestión, dejando atrás el ladrillo.

En estos cuatro años, ha dejado más de 2.100 habitaciones en propiedad y sólo ha sumado 486. Con esto, NH ha reducido en tres puntos porcentuales el número de hoteles que tiene en propiedad, de un 24% a un 21%. Este movimiento está en línea con lo que los expertos observan a nivel mundial en el sector hotelero.

“Es una de las tendencias más marcadas en el sector. Están siguiendo la estela de lo que empezaron las cadenas anglosajonas, como Hyatt, Marriot o Intercontinental, que normalmente tienen muy poca o ninguna propiedad y realmente su negocio, en el que ellos se centran, es la gestión hotelera. Son grandes gestores de hoteles y ese es su negocio”, señala a EL ESPAÑOL Bruno Hallé, socio director de Magma HC. “Las cadenas hoteleras se están dando cuenta que la tendencia es el 'asset light', ser ligero en activos”.

El experto pone como ejemplo las desinversiones que está realizando el grupo francés Accor o el modelo que sigue Hilton, con contratos de franquicia y gestión, principalmente. “Llevan años desinvirtiendo en sus activos y quedándose como gestores y posicionándose como gestores y, al final, tiene todo el sentido del mundo. A lo que te orientas es a contratos principalmente de management y de franquicia”, agrega.

En el caso de NH, el alquiler ya representaba en 2013 más de la mitad de su cartera, pero en estos años ha incrementado un punto, al 55%. En el caso de la gestión, crece en dos puntos, hasta el 24%. De las 58.472 habitaciones que tiene NH, un 56% son ya en régimen de alquiler, frente al 23% en gestión y el 21% en propiedad. En hoteles, 75 están en propiedad -valorados en 1.900 millones de euros-, 83 en gestión y 222 en alquiler.

Para maximizar el valor de los hoteles que gestiona, la cadena ha cancelado o no renovado 28 contratos, ha renegociado la cuota con 28 Hesperia y ha firmado 20 contratos nuevos, 10 en América y 10 en el sur de Europa. Los ingresos por estos contratos han pasado de 13 millones a 23 millones en cuatro años.

Si bien la hotelera no ha crecido en habitaciones en este período, si se cumplen sus previsiones para este año, el ebitda se habrá duplicado desde 2013, pasando de 111 millones a los 230 millones con los que prevé cerrar 2017.

¿Qué ventaja tiene apostar por la gestión? “Te da liquidez en la venta y este efectivo te va a ayudar a crecer y a poder avalar contratos de alquiler, o bien ayudarte en la expansión dando más agilidad para poder crecer”, remata Hallé.

La estrategia de NH ya está siendo valorada. “Ha apostado por mejorar la rentabilidad al salir de establecimientos alquilados y contratos de gestión perjudiciales y reestructurar los contratos”, ha subrayado Moody’s en un informe que analiza el plan estratégico de la cadena. Para la agencia de calificación, “la decisión de NH de racionalizar sus operaciones y su reposicionamiento, que se traduce en una mejora de rendimiento y en ahorro en costes”, ha servido para reforzar su liquidez.

¿Y quién se lleva este ladrillo? Como expuso la consultora especializada en la industria hotelera en un informe reciente, las socimis y otros fondos de inversión son los nuevos protagonistas en las compras de activos hoteleros en España. Un ejemplo es la cartera que poco a poco ha ido construyendo Hispania.

Además, como ha señalado la hotelera, está dispuesta a seguir trabajando por la eficiencia, estableciendo “un nuevo modelo operativo que implique menores recursos estructurales”. En esta línea, el grupo ha presentado un plan de ahorro para economizar entre 15 y 20 millones en dos fases. Para ello, sin dar mucho detalle, ha explicado que se externalizará y automatizará el negocio con el objetivo de llegar a la “excelencia operacional y el crecimiento sostenido de la compañía”.

DIVIDENDO DE 0,15 EUROS PARA 2019

Entre 2014 y 2016, NH ha invertido aproximadamente 200 millones de euros en actualizar y reposicionar su cartera de hoteles en propiedad y arrendados. A esto se suman otros 40 millones que han invertido los dueños de los hoteles en alquiler. En la primera mitad de este año ha renovado 62 hoteles, tanto en su aspecto como en los sistemas tecnológicos.

El enfoque ha consistido en alinear los activos bajo la marca NH Collection, la marca enfocada al cliente ‘premium’ y con ubicaciones en las principales ciudades europeas y americanas. La mayor inversión fuera de España, que se ha llevado un poco menos de la mitad del presupuesto, se ha hecho en los países de Benelux (28% del total) y en Alemania (17%).

El foco de la cadena española sigue estando en Europa como se aprecia en el reparto de su cartera actual. En el ‘viejo continente’ cuenta con casi 42.000 habitaciones, un 35% de ellas en España, y un total de 336 hoteles. El segundo mercado donde tiene más presencia es Alemania (10.355 habitaciones), seguido de Italia (7.991 habitaciones). En América Latina cuenta con 43 hoteles y casi 6.000 habitaciones. El principal mercado es México, seguido de cerca por Argentina.

Con la ejecución de estos planes, la hotelera espera un impacto positivo sobre su acción y prevé un incremento que oscilará entre los 7,26 euros y los 8,72 a partir de 2019. Actualmente, los títulos de NH cotizan a 5,65 euros en Madrid, un 2,67% menos respecto a la sesión anterior tras presentar sus nuevos planes.

Con este repunte, se prevé incrementar el dividendo a una cifra igual o superior a 0,15 euros brutos por acción para 2019. En la junta general de accionistas celebrada el pasado mes de junio, la hotelera aprobó su primer reparto de dividendos en nueve años. Aunque “pírricos”, como fueron definidos entonces los 0,05 euros por acción, la empresa mostró su empeño en hacer que fuera “continuo y ascendente” durante los siguientes años, acorde a la evolución esperada de los resultados del grupo.

“Es mi intención pagar dividendos crecientes todos los años. No puede haber nada más justo que el que todos nuestros inversores se beneficien del resultado de la compañía”, aseguró el consejero delegado de NH, Ramón Aragonés, durante su intervención en la junta de accionistas. La hotelera prevé un incremento a 0,10 euros al cierre de 2017 y saltar a 0,15 el próximo año.