Victor Gutiérrez, jugador de waterpolo del CN Terrassa, ha denunciado en sus redes sociales haber recibido un insulto homófobo durante el último partido del equipo. Ambos, pertenecientes a la categoría reina del waterpolo nacional, se enfrentaron con ese único incidente. El árbitro, según ha confirmado el exinternacional con la Selección, no castigó al rival que realizó el insulto homófobo.

Noticias relacionadas

"Normalmente siempre estoy aquí para decir algo positivo, hacer un activismo positivo, que hay que mostrarse como cada uno es, pero he tenido una mala experiencia. Vengo con la ropa del partido, ni me he cambiado. Hay un jugador del equipo rival que me ha llamado "maricón" durante el partido. No he querido darle importancia porque a ciertas pulsaciones todos decimos cosas. Al final del partido no he querido darle la mano y me ha vuelto a llamar maricón", comienza relatando en un vídeo de más de cinco minutos publicado en sus redes sociales.

"Estoy bastante afectado, estoy muy orgulloso de ser quien soy, de ser homosexual, de ser gay, de ser maricón. Para mí no es un insulto, pero me ha tocado la fibra. Estamos en un equipo de élite y esto ha pasado. Ha pasado más veces, he vivido otros episodios, pero no he querido compartirlos porque he pensado que era más positivo dar un mensaje conciliador. Los chicos y chicas jóvenes que puedan estar escuchándome, el mensaje de mostrarse tal y como uno es es más poderoso. No quiero dejarlo pasar más. Hago un flaco favor al colectivo y al deporte callándolo", ha asegurado mientras frenaba alguna que otra lágrima.

"Pasa en categorías inferiores, en los colegios y queda impune. Me he acercado al árbitro y se lo he dicho. No sé que hará la Federación. Hay que tener tolerancia cero, es una lacra". Víctor Gutiérrez ha qerudo descatar que no confía en que haya reacción por parte de las autoridades deportivas.

Posibles sanción

"Es rabia e impotencia de que se ataque a las personas por ahí. Sé que no va a pasar nada, el deporte es así de lamentable. Estos comportamientos se pueden hacer. Quiero intentar cambiar las cosas y no voy a callarme estos comportamientos porque le hago un flaco favor a mis seguidores. Quería compartir la experiencia de hoy y, desde aquí, lanzar un mensaje a las personas que me están escuchando: ni 100 insultos os meta el miedo en el cuerpo. La vida es maravillosa y cada uno tiene que mostrarse tal y como es. Así somos".

En la conclusión del vídeo, Gutiérrez ha explicado su decisión de hablar: "Me daría mucha rabia que la Federación no tomase cartas en el asunto. Estos comportamientos no van con los ideales del deporte y la convivencia. Son mis redes sociales y he querido compartir este mensaje con vosotros. Hace unas semanas, el PSOE propuso parar los partidos durante un pequeño periodo si se producían este tipo de comentarios.

[Más información - La propuesta del PSOE contra la LGTBIfobia en el deporte no convence: "Se queda un poco corta"]