Warren Beatty en plena confusión de tarjetas y sobres.

Warren Beatty en plena confusión de tarjetas y sobres. Reuters

Cine Premios Oscar 2017

“Warren, ¿qué has hecho?”: el error de Beatty que acabó con las ilusiones de 'La La Land'

El veterano actor se turba al leer 'Emma Stone' y le pasa el sobre a Dunaway, que dijo alegremente 'La La Land': pero el galardón a la Mejor película no era para el musical, sino para el drama 'Moonlight. 

La papeleta de Emma Stone, galardonada como Mejor actriz por su interpretación en La La Land, estaba repetida en dos sobres a la vez: el de Mejor actriz y el de Mejor película. Warren Beatty, encargado de entregar el premio a la Mejor película, junto con Faye Dunaway, leyó el premio que no correspondía y se armó el lío.

El actor de 80 años frunció el ceño, parecía que no leía bien. No entendía nada, ¿qué pintaba allí Emma Stone? Y entonces le cedió a su compañera la tarjeta errónea, que eliminó el nombre de Emma Stone y leyó: "La La Land".

Los productores de la película favorita de la noche, que necesitaban ese galardón para no fracasar como favorita, leían las primeras líneas de su discurso: "La represión es el peor enemigo de los sueños". Pero Beatty vuelve a salir para interrumpirles y aclararles el grave error que había cometido. "Warren, ¿qué has hecho?", le espeta al actor de Bonnie and Clyde, el presentador Jimmy Kimmel, en el escenario.

"Quiero contar lo que ha pasado. He abierto el sobre y decía: "Emma Stone - La La Land". Por eso he echado una mirada tan larga a Faye (Dunaway) y a vosotros (el público). No intentaba hacerme el divertido", dijo Beatty ante la confusión generada.

La actriz Joi McMillon, de Moonlight, durante la aclaración de Warren Beatty.

La actriz Joi McMillon, de Moonlight, durante la aclaración de Warren Beatty.

"Perdimos, por cierto", dijo uno de los productores de La La Land interrumpiendo su discurso de agradecimiento ante la estupefacción y la incredulidad del público del teatro Dolby de Los Ángeles. Otro de los ejecutivos de la película señaló que había habido "un error" y que no se trataba "de un chiste": "Es Moonlight. Vosotros habéis ganado el Oscar a la mejor película".

La auditora PricewaterhouseCoopers (PwC), la empresa encargada de recibir, contabilizar y velar los resultados de los Óscar, lamentó que los presentadores Beatty y Dunaway recibieron "erróneamente" un sobre de la categoría equivocada."Estamos investigando cómo pudo suceder esto y lamentamos profundamente sucedido", indicó la nota de la auditora, que agradeció la "elegancia" con la que los nominados, la Academia de Hollywood, la cadena televisiva ABC y el presentador de la gala Jimmy Kimmel "manejaron la situación".

Tuve la tarjeta conmigo todo el tiempo. No sé lo que pasó, y no quiero empezar nada, pero quería dejar claro eso ante los medios

Emma Stone ha asegurado que tuvo consigo la tarjeta de su galardón todo el tiempo. Fue precisamente su tarjeta la que, por error, llegó a las manos de Warren Beatty a la hora de subir al escenario para anunciar el filme vencedor del premio a la mejor película. Durante la comparecencia ante los medios de comunicación posterior a la gala, Stone afirmó que ella no se deshizo en ningún momento de la tarjeta que minutos antes había leído Leonardo DiCaprio y que la proclamaba ganadora de la estatuilla. "Tuve la tarjeta conmigo todo el tiempo. No sé lo que pasó, y no quiero empezar nada, pero quería dejar claro eso ante los medios", afirmó Stone.

La clave, según indica la organización, es que siempre hay dos sobres de los ganadores idénticos, custodiados por funcionarios de PwC, que se colocan en los extremos opuestos del escenario

La clave, según indica la organización, es que siempre hay dos sobres de los ganadores idénticos, custodiados por funcionarios de PwC, que se colocan en los extremos opuestos del escenario. De alguna manera, a Beatty, que presentaba la mejor película con Dunaway, se le había dado el sobre a mejor actriz, que ya había sido anunciado momentos antes -Emma Stone por La La Land-.

Así fue como la favorita La La Land tropezó con la peor de sus pesadillas, una broma macabra que cerraba una noche fracasada. De 14 nominaciones, confirmaba seis. Nunca antes, en la historia de los casi noventa años de los Oscar, se ha vivido un error tan grave.

Confusión y nervios, en el último momento de la gala de los Oscar.

Confusión y nervios, en el último momento de la gala de los Oscar. Reuters