Pocos rostros de la pequeña pantalla son tan reconocibles como el de Lydia Lozano (59 años). Más adorada que odiada, la colaboradora ha conseguido ser casi indispensable en la parrilla televisiva de Telecinco. Una larga trayectoria profesional en los medios, que se ha forjado plasmando en cada uno de sus trabajos una personalidad excesiva y muy vital. Las facultades de la periodista para pasar de la risa al llanto son incuestionables, momentos que se convierten en todo un filón para los usuarios de las redes sociales, que están pendientes de cada uno de sus movimientos para después transformarlos en memes. Un fenómeno que, pese a la extensa carrera de la canaria, se ha visto intensificado en los últimos tiempos.

Noticias relacionadas

No está siendo una temporada precisamente fácil para nadie a consecuencia de la pandemia por el covid. Virus que también ha tocado a la puerta de los colaboradores de Sálvame, tal y cómo se dio a conocer este jueves tras saltar la noticia de que uno de los tertulianos ha contraído el virus. Una situación bastante alarmante que no ha delimitado en nada a Lozano. Estos últimos 12 meses pueden ser calificados como los más exitosos de la periodista en la pequeña pantalla, y es que a pesar de ser conocida desde mucho tiempo atrás, ha conseguido despuntar como la absoluta protagonista del formato en el que trabaja. Un hecho que la podrían hacer merecedora de un programa propio de televisión. 

Lydia Lozano es la colaboradora más querida de 'Sálvame'. Gtres

Presentadora 'de emergencia' en Sálvame y Sábado Deluxe

Al igual que en su día le sucediera a María Patiño (49), la cual también posee la capacidad de convertirse en el foco de todas las miradas cuando pisa un plató, la conexión de Lydia Lozano con la audiencia podría traducirse en que sus jefes optaran por ofrecerle presentar un formato. Una labor en la que ha hecho sus pinitos, ya que, contra todo pronóstico, la veterana tertuliana se puso frente a Sábado Deluxe tras el arduo enfrentamiento que surgió entreBelén Esteban (46) y Jorge Javier Vázquez (50) en el mes de junio tras el fin del confinamiento. Prueba de fuego de la que salió airosa y por lo que se le encargó la misma tarea días después en Sálvame Diario

Lydia Lozano presentando 'Sálvame'. Mediaset

Protagonista absoluta de La Última Cena

Podría definirse como el proyecto más disparatado de Telecinco en la última temporada. La Última Cena se convirtió en todo un éxito de audiencia gracias a la más absoluta espontaneidad de sus participantes, los colaboradores de Sálvame, y a la ausencia de pudor de los mismos. Un espacio donde competían en parejas con el fin de conseguir la máxima puntuación por parte de sus compañeros tras probar sus platos, finalidad que pasó a un segundo plano debido a las peripecias de los tertulianos en plató. Pese a no seducir con sus dotes culinarias, Lydia Lozano fue la máxima protagonista de este programa gracias a su desparpajo y frescura. Una presencia que aderezó con divertidas pelucas que lucía en cada una de las cenas, y con las que dejó ver su faceta más camaleónica. Bailes, risas y enfrentamientos con algunos de sus compañeros que la hacían ser trending topic cada viernes. 

Lydia Lozano en 'La última cena'. Mediaset

El valor seguro del programa ante la falta de contenido

La actualidad informativa en ocasione escasea, algo que no preocupa en exceso a Sálvame, que sabe generar contenido a través de sus colaboradores. Práctica muy habitual en la que Lydia es la reina absoluta. Este año la periodista se ha visto envuelta en más de una polémica, como la noticia que dio en el mes de febrero sobre el supuesto reencuentro entre Rocío Carrasco (43) y su hija -que posteriormente fue desmentido por la joven-, el descalificativo con el que Alejandra Rubio (20) se refirió a ella en una reunión privada durante el mes de abril, o la vuelta de su talón de Aquiles en el mes de marzo: el caso Ylenia Carrisi.

El caso Ylenia Carrisi es el punto flaco de Lydia Lozano. Mediaset

Actualmente la periodista se enfrenta a otra ardua batalla dentro de su programa, ya que en una entrevista que Antonio Montero (57) ha realizado a Lourdes Ornelas, madre de Camilín (37), esta ha llegado a acusarla de aprovecharse de la herencia de Camilo Sesto. Un no parar que sirve para que la franja de la tarde consiga para Telecinco unos excelentes datos de audiencia a consecuencia de las lágrimas y las carcajadas de 'la reina del cortijo'.  

[Más información: Lydia Lozano y los abogados de Camilín: todos los detalles de su guerra contra Lourdes Ornelas]