La ensaladilla rusa es una receta tradicional que tiene muchas versiones en España, al igual que la ensalada piamontesa en Italia. Es la clásica receta de toda la vida que pasa de generación en generación, y cada persona tiene su truco especial para hacer una ensaladilla rusa casera perfecta. Hay muchos ingredientes que combinan muy bien (guisantes, zanahorias, cebolla, gambas, surimi, pimiento rojo o aceitunas) de ahí que haya tantas versiones para hacer la ensaladilla rusa casera. Pero todas tienen algo en común, porque en una receta casera de ensaladilla rusa nunca puede faltar la patata o el huevo duro. Todo lo demás, puede ir variando en función de nuestros gustos, aunque vamos a centrarnos en elaborar una de las recetas más tradicionales.

Ingredientes (para 4 personas):

Para elaborar una receta casera de ensaladilla rusa al modo más tradicional, necesitaremos los siguientes ingredientes:

  • 1 kg de patatas
  • Medio kg de zanahorias
  • 450 gramos de atún en conserva
  • 4 huevos
  • Sal al gusto 
  • Pimientos rojos asados en tiras
  • Aceitunas 
  • Para la mayonesa: 1 huevo, 250 gramos de aceite oliva virgen y 2 cucharadas de vinagre

Pasos para su elaboración:

1. Hay que tener en cuenta que las verduras tienen puntos de cocción diferentes, y tendremos que hervirlas por separado. Por lo demás, la elaboración es muy sencilla, con los siguientes pasos:

2. Cocemos los guisantes en agua con una pizca de sal, durante 10 minutos. Los escurrimos y reservamos, dejándolos enfriar.

3. Pelamos y cortamos las zanahorias en dados pequeños, las hervimos en agua ligeramente salada durante unos 10 a 15 minutos, y cuando estén tiernos retiramos del fuego, las escurrimos y reservamos, dejando los trocitos enfriar

4. Cocemos los huevos durante unos 7 u 8 minutos, retiramos del fuego, y los enfriamos directamente bajo el chorro de agua fría para que se puedan pelar más fácilmente. Los pelamos y reservamos, dejándolos enfriar.

5. Pelamos las patatas, las cortamos en dados y las hervimos en agua ligeramente salada, durante unos 12-15 minutos, hasta que estén tiernas. Las escurrimos y las reservamos, dejándolas enfriar.

6. En una ensaladera introducimos todos los alimentos ya fríos: los guisantes, los dados de patatas y los cuadraditos de zanahoria. Mezclamos con cuidado, cortamos los huevos en trozos, los introducimos y volvemos a mezclar.

7. Desmenuzamos el atún, lo incorporamos al bol, mezclamos bien y ya tenemos la ensaladilla rusa a falta de la mayonesa. Guardamos en la nevera para consumirla fría.

Elaboración de la mayonesa

La mayonesa elaborada de forma casera es mucho más sabrosa que la que podamos adquirir ya hecha. Además, es muy fácil y rápida de hacer. Si optamos por elaborar una mayonesa casera, haremos lo siguiente:

En el vaso de nuestra batidora, añadimos el aceite, el huevo y una pizca de sal. Introducimos el brazo de la batidora en el fondo y comenzamos a batir sin mover del fondo, hasta que veamos que la mayonesa comienza a cuajarse. En ese momento, ya podemos mover el brazo por todo el vaso.

Añadimos las cucharaditas de vinagre y seguimos batiendo. Opcionalmente, podemos añadir un chorro de limón. Guardamos la mayonesa en la nevera y la dejamos enfriar.

Presentación de la ensaladilla rusa

Echamos la mayonesa por encima de la ensaladilla que ya tenemos preparada en el bol,  removemos bien hasta que quede distribuida por todas las verduras, y como paso opcional, podemos adornar con unas tiras de pimientos, o unas aceitunas y pepinillo. Ya la tenemos lista para servir. 

Trucos y consejos para elaborar la ensaladilla rusa perfecta

Hacer una receta casera de ensaladilla rusa es muy fácil y está a la altura de cualquiera, aunque no seamos cocinillas expertos. Pero hay una serie de cuestiones que debemos tener en cuenta, para que nuestra ensaladilla rusa quede perfecta de sabor.

Estos son los ingredientes básicos de una ensaladilla rusa tradicional, aunque podemos variarlos o añadir otros a nuestro gusto: cebolla picada, gambas o espárrago blanco. La ensaladilla rusa es muy versátil.

Es más sabroso para nuestra ensaladilla rusa casera preparar la mayonesa en lugar de comprarla. Es muy fácil de hacer, siempre y cuando al batir mantengamos el brazo en el fondo para que la mayonesa no se corte.

Si queremos hacer una ensaladilla rusa algo más ligera y suave, podemos sustituir el aceite de oliva virgen por el aceite de girasol.

Aunque la ensaladilla rusa es una receta fácil y asequible, cada verdura necesita su tiempo de cocción, por lo que es fundamental hervirlas por separado hasta que cada verdura esté en su punto, y este es el paso que más trabajo nos puede dar, pero así conseguiremos que la patata no esté dura, o los guisantes demasiado blandos.

Elegir un buen atún en conserva  es la clave para que nos salga una ensaladilla perfecta. Es importante elegir uno que sea de buena calidad, aunque sea más caro.

También merece la pena elegir buenas patatas, aptas para hervir y nuevas. La variedad Monalisa es una de las mejores y de las que más fácilmente encontramos en el mercado.

Adornar la ensalada con pepinillo en vinagre cortado en rodajas le da un plus de sabor.

Para acompañar nuestra receta de ensaladilla rusa, nada mejor que unos picos de Jerez o las clásicas regañás con sésamo. Tendremos un primer plato o un aperitivo increíble.

La ensaladilla rusa se conserva con todas sus cualidades en la nevera, y puede aguantar hasta un par de días para consumirla.

También te puede interesar...