Zamora

Viriatos y Terra SOStenible reivindican el plan de choque ‘Zamora existe’

16 octubre, 2018 11:58

La plataforma ciudadana Viriatos junto con la asociación Terra SOStenible comunican su asistencia y su petición de participación en la mesa del Congreso el día 26 de octubre que tendrá lugar en el Consejo Consultivo de Castilla y León sobre “Despoblación y Fondos Regionales”, que organiza la Oficina del Parlamento Europeo en España.

Ambos colectivos aprovecharán este foro para reivindicar el fallido Plan de Choque “Zamora existe”, junto a la inminente puesta en marcha de medidas urgentes que deberán contemplarse en los presupuestos del 2019.

Dentro de este foro, Viriatos y Terra SOStenible pondrán sobre el tapete las causas principales del abandono institucional hacia esta provincia, que pasamos a reproducir literalmente:

1.- Reclamar un plan de desarrollo y  crecimiento sostenible  para la provincia de Zamora, garantizando dentro de la región de Castilla y León, su equilibrio interprovincial , frenando las fuertes desventajas que actualmente concurren en esta provincia  que además de ser fronteriza, ocupa parte de la periferia de la región, junto a zonas de montaña, y su alta despoblación,  lo que genera unas circunstancias más que especiales ( así contempladas por la U.E)  y hasta la fecha prácticamente ignoradas. Actualmente Zamora recibe Fondos Europeos como si se tratara de una provincia altamente desarrollada (por incluirse en la región de Castilla y León situada entre las más desarrolladas), sin que se valore sus circunstancias especiales, generando fuertes desequilibrios y una injusta distribución de los fondos, siempre a favor de otras provincias como Valladolid, y en detrimento de nuestros habitantes y nuestro territorio.  Fíjense ustedes, los indicadores socioeconómicos de Zamora harían que nuestra provincia se incluyera en un objetivo de Convergencia, lo que antes llamaríamos objetivo 1 y actualmente denominaríamos áreas menos desarrolladas, lo que supone, que la cofinanciación de las ayudas europeas que nos llegan pasarían del 30% al 75-80%, con todo lo que ello implica.  Estos indicadores son muy fáciles de analizar, ya que se calculan sobre la media intracomunitaria.   Según los últimos datos disponibles del PIB, la renta per cápita en Zamora es del 72% en zonas urbanas y urbanas polivalentes, frente a un 66% en zonas transfronterizas y periféricas. Por ejemplo, en Burgos es del 101% de la media de UE. Todo esto no es tenido en cuenta por la Junta de CyL, ya que hace la media comunitaria.  Es decir, que a efectos de reparto de fondos estructurales comunitarios figuramos al mismo nivel de riqueza que Valladolid y Burgos. (Gráfico adjunto).

2.- En febrero del 2001, los agentes socioeconómicos de Zamora se unieron para reivindicar un “plan de choque” especial de equilibrio interprovincial bajo el nombre de Zamora existe, al igual que Teruel. Plan pactado previamente en 1998 según información del periódico La Tribuna de Castilla y León Nº34, ejemplar del 1 al 28 de febrero del 2001, en portada y en páginas 8 y 9.

¿Por qué este movimiento pasó al olvido y ningún agente convocante siguió reclamando dicho plan? ¿Por qué Teruel sí llevó a efecto esa misma reclamación con resultados satisfactorios?

Se llegó a un acuerdo entre fuerzas, pero el Plan estratégico para cambiar la cofinanciación no se llegó a realizar.

3.- ¿Dónde está el dinero o las inversiones para los territorios transfronterizos de Sanabria, Aliste y Sayago? ¿Dónde están las inversiones en materia de accesibilidad: 3G, TV, cobertura telefónica…? ¿Dónde están las inversiones en materia de comunicaciones para el desarrollo de fronteras?  Este territorio abarca una franja de 80 kilómetros de ancho y está considerada según la UE como un territorio especialmente debilitado porque confluyen como indicábamos anteriormente zonas periféricas, zonas transfronterizas y zonas extensas de montaña.

¿El dinero de los fondos de Interreg ha sido empleado en crear recursos y riqueza? Esta iniciativa se inició en 1989 con el fin de estimular la cooperación entre regiones de la Unión Europea y está financiada por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER). En tantos años ¿qué resultados tenemos? Tal vez se ha hecho visible y justificable en aportaciones económicas para las mascaradas, promoción de las castañas, actividades artesanales y culturales, pequeños tramos de viales…. Y todo ello está muy bien, pero son migajas de unos fondos que no cumplen la función de revitalizar con accesibilidad e infraestructuras el desarrollo de zonas precarias y debilitadas.

4.- La Comisión Europea denomina “zonas blancas” a aquellos territorios con falta de accesibilidad y dificultades especiales para su implementación y hace un llamamiento a todos los Estados miembros para que los consideren como prioridad de inversión, mediante el desarrollo de planes u otras estrategias que compensen estas carencias. ¿Dónde están estos planes? ¿Qué empresas van a estar incentivadas para instalarse en zonas rurales si son inaccesibles telemáticamente? ¿Cómo vamos a garantizar empresas rurales competitivas si no disponen de conexiones eficaces? ¿Cómo van a exportar, a generar cooperaciones en red, competir en mercados etc.? Es irrisorio…. ¿Y el resto de los servicios? ¿Mayores, telemedicina? ¿Qué pasa con todo esto?

Sobre todas estas cuestiones versará su intervención en el Congreso sobre Despoblación, con la intención de elevar la voz a contextos nacionales y comunitarios sobre un tema que “es de justicia para nuestra provincia. Mientras la Junta de CyL ha permitido y sigue permitiendo un desequilibrio interprovincial generando desigualdad en el reparto de recursos entre provincias de 1ª, 2ª y 3ª categoría”.

Piden además “que la Junta se quite la venda con esta sufrida y callada provincia para que Zamora sea considerada  como lo que es, y atendiendo a sus indicadores un territorio menos desarrollado (objetivo 1, zona de convergencia) como actualmente son las provincias de Cáceres o de Badajoz, y no una zona más desarrollada  (“phasing aut” u objetivo 3, en programas anteriores) para recibir los fondos estructurales comunitarios que nos corresponden por derecho, y disfrutar de unas condiciones de partidas al menos igualitarias, con el resto de los territorios. Aunque el tren de los grandes incentivos económicos de los años 90 ya pasó de largo con el consiguiente agravio para nuestro desarrollo”.

Tanto la plataforma VIRIATOS como la asociación Terra SOStenible recuerdan que “en estas tierras aún estamos vivos, que somos muchos y que estamos unidos”.